Universitarios exigen reprogramación del semestre


Un grupo de estudiantes de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador (Upel) y de la Universidad Central de Venezuela (UCV) exigen a las autoridades universitarias iniciar la discusión para reprogramar el semestre que al menos unos 500.000 estudiantes del país perdieron o están en riesgo de perder como consecuencia del paro docente convocado el pasado 30 de mayo por la Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios de Venezuela (Fapuv).

"Al principio nosotros apoyamos la lucha de los profesores, obreros y trabajadores administrativos porque estaban exigiendo una justa reivindicación salarial, pero ahora que ya el Gobierno Nacional aprobó el aumento de sueldos (entre 112% y 135% para los docentes universitarios) y a partir de hoy se va empezar a pagar, está claro que este paro no tiene argumentos concretos", denunció el estudiante de Matemáticas en la UCV, Alfredo Quintana, al tiempo que solicitó a las autoridades ucevistas pronunciarse sobre el replanteamiento del cronograma académico.

Refirió que en la Facultad de Ciencias de esta casa de estudios la mayoría de los estudiantes ya perdió el semestre. "Le exigimos al rectorado que se pronuncie, a la Fapuv, que dé la cara también, y a la Asociación de Profesores de la UCV (Apucv) que nos digan qué es lo que va a pasar con nuestro semestre, porque nosotros estamos en la universidad es para estudiar, formarnos y graduarnos para ponernos al servicio de la nación, así que merecemos una respuesta sobre qué va a suceder con nuestro derecho a la educación".

Por su parte, la estudiante Tahína dijo que las estudiantes upelistas han halado en sus pares de la UCV un grupo de apoyo y fortalecimiento de la lucha estudiantil que se mantendrá activa hasta tanto obtengan una respuesta sobre qué va a suceder con el semestre cuya pérdida parece inminente.

"Este semestre ya está muerto, ahora queremos que ellos asuman su responsabilidad, porque si ellos defendían una reivindicación salarial, nosotros también solicitamos nuestra reivindicación como estudiantes, con derecho a estudiar y derecho a no ver alterado nuestro cronograma académico".

Asimismo, la profesora de la escuela de Biología de la UCV, Palmira Guevara, enfatizó que la lucha de los trabajadores, que empezó con la bandera de una justa solicitud de saldar el retraso que en materia salarial tenía el Estado con la comunidad laboral universitaria, hace mucho tiempo se desfiguró para convertirse en un conflicto político.

"El tema salarial ya ha sido saldado y con creces. A partir de hoy vamos a empezar a cobrar el aumento que es una conquista, y no precisamente de las asociaciones que están federadas en la Fapuv, unas asociaciones que deben revisarse profundamente sobre hacia dónde quieren conducir el paro indefinido que además ha sido ilegal (porque no está vinculado a ningún pliego conflictivo) y que parece desconocer la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y la Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y las Trabajadoras", puntualizó Guevara.

La semana pasada, representantes de la Fapuv participaron en una mesa técnica de análisis de la Contratación Colectiva con autoridades del Ministerio de Educación Universitaria. Si bien se esperaba que la reunión pusieran fin al paro, la presidenta de Fapuv, Lourdes Ramírez, expresó al salir que la federación que representa mantendría el conflicto hasta tanto no se reconocieran las normas de homologación como mecanismo de discusión del ajuste salarial para los docentes, y no la Contratación Colectiva Única, ya aprobada, homologada y activa desde el 10 de julio. AVN

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios