7 ingredientes para preparar aguas saborizadas en tu casa


Con pocos elementos puedes convertir esa insípida botella con agua en una bebida de aroma penetrante y saborcito fresco. La producción casera se impone y te garantiza calidad e ingredientes naturales.

Todos estamos de acuerdo en que el agua es el más saludable de los refrescos. Sin embargo, hay que admitir que se puede tornar algo insípida. Será por eso que cada vez aparecen nuevas versiones de aguas saborizadas. No sólo en los quioscos y supermercados, sino también en restaurantes y delis, como Tea Connection, Mooi o Malvón, que ofrece "el agua del día", variando el sabor diariamente.

Hay varios ingredientes aptos para emularlas en tu casa que, incorporados al agua mineral (con o sin gas), pueden volverla mucho más emocionante. Acá van algunas opciones, pero las posibilidades son casi infinitas. Combinando ingredientes podés armar, por ejemplo, un agua saborizada de limón y jengibre, con menta o albahaca.

Jengibre

Si te gustan las especias, el jengibre, por su sabor picantito, es una gran manera de añadir cierta "chispa” al agua. Si lo agregás al agua hirviendo es muy útil para aclarar la garganta y destapar la nariz si estás resfriado.

Cítricos

Cualquier jugo de algún cítrico (naranja, mandarina, pomelo) puede saborizar tu agua mineral. Aunque lo agregues en pequeñas cantidades, vas a sumar vitamina C y a lograr un sabor entre dulce y ácido. Se pueden sumar rodajas de las frutas al vaso o a la botella, o congelar los jugos de las frutas en cubeteras, para agregarlos al momento de tomar. Para endulzar, agregar almíbar (se obtiene hirviendo partes iguales de agua y azúcar). Si agregás el azúcar puro, de depositará en el fondo de la botella.

Hierbas

La menta, el lemongrass, el perejil y la albahaca son ideales para añadir aroma y un toque de verde al agua. Para liberar su sabor hay que machacarlas un poco previamente, en un mortero.

Pepino

Si se llena una botella o, mejor, un dispenser de agua con varias rodajas de pepino. El agua tendrá su aroma y un gusto más refrescante.

Berries

El sabor de los arándanos y las frutillas combinan muy bien con el agua. Todo lo que hay que hacer es cortarlas o aplastarlas y sumergirlas.

Sal

Seguro habrás escuchado hablar de “electrolitos” en relación a las bebidas energizantes. Los electrolitos son iones que se encuentran en la sal de mesa común. Añadir un poco de sal al agua ayuda al cuerpo a absorber el líquido con mayor rapidez. Siempre y cuando no te excedas en la cantidad, el sabor será agradable y beberla será muy efectivo durante el ejercicio físico, porque el cuerpo elimina la sal mediante el sudor.

Vinagre

Añadir vinagre es similar a agregar cítricos, tanto por la vitamina C como por el sabor tirando a agrio. El mejor es el vinagre de manzana. No se recomienda el aceto balsámico, porque contiene aceite. Cualquier otro vinagre blanco funciona.

Fuente: Planetajoy

EA

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios