El actor Ricardo Álamo enamora con su personaje en “La Mujer Perfecta”


Si bien es cierto Ricardo Álamo estuvo alrededor de tres años retirado del mundo del espectáculo, y este regreso ha resultado ser un triunfo para el actor que noche a noche deja sin aliento a más de una fémina, al interpretar a Santiago Reverón en la nueva telenovela escrita por Leonardo Padrón, “La Mujer Perfecta”. Debutando en la pantalla de Venevisión como...

Debutando en la pantalla de Venevisión como el protagonista de esta nueva producción nacional, Álamo comparte su historia con las actrices Ana Karina Manco y Mónica Spear, un reto que decidió asumir desde el primer momento en que se topó con una historia muy interesante, divertida y repleta de situaciones cotidianas, además con un toque diferenciador y que refleja a la sociedad actual: la belleza y estética.

Para quienes no han tenido la oportunidad de disfrutar de “La Mujer Perfecta”, les contamos que Santiago Reverón, mejor conocido como el Dr. Botox, es un hombre que buscará a través de sus conocimientos y habilidades construir a la mujer perfecta, sin darse cuenta que será precisamente la imperfección el hilo conductor que lo lleve a conocer la verdadera perfección humana y el más sincero amor.

—¿Qué hiciste en tu tiempo fuera de la pantalla?

—Estuve casi tres años fuera del género ocupándome de mis cosas. Durante el distanciamiento fui escritor, editor, camarógrafo de unas producciones personales, que pronto les estaré presentando. Se trata de reportajes al estilo de National Geographic, grabados en locaciones de Venezuela, Puerto Rico, y República Dominicana. Un proyecto personal que me llenó mucho, siento que es muy sabroso hacer algo con pasión, con esa experiencia aprendí de cámaras, dirección, puesta en escena, entre otros aspectos muy interesantes del mundo de la producción audiovisual.

—¿Qué fue lo más que te llamó la atención para interpretar al Dr. Botox?

—Una de las motivaciones más fuertes que tuve para hacer esta interpretación es la reflexión que va a dejar el personaje. Botox va aterrizar en una realidad que le va a permitir saber que todo lo superficial que está buscando en una mujer es ficticio y sin querer, se topará con aspectos muy profundos del ser humano, que para él eran prácticamente desapercibidos. Aunque aprecia a las mujeres exageradamente bellas (gracias a las cirugías), encontrará el amor en la extrema naturalidad de Micaela (Mónica Spear).

—¿Qué más nos puedes contar del Dr. Botox?

—Botox es un hombre que se irá desdoblando en el transcurrir de la historia creciendo y aprendiendo, creo que su aporte va a ser muy oportuno en momentos en que la belleza y la cirugía estética están tan enraizadas en el mundo entero y han tomado dimensiones exorbitantes. Qué provechoso es que se pueda tocar esa realidad en una historia divertida con situaciones cotidianas. Y no sólo quedarse con el cuento, de lo bello, feo, imperfecto, perfecto.

REGRESO A LA PANTALLA

—¿Qué significa para ti estar en VV?

—Es una deuda que tenía pendiente con Venevisión y con Leonardo Padrón, porque desde hace tiempo estábamos tratando de concretar para hacer algo. Estoy muy contento, se trata de una buena historia con temas muy importantes y sobre todo, con un gran mensaje.

—¿Cómo surgió la llamada de Padrón?

—Leonardo se las ingenia para ubicar a quien quiere. Nos encontramos, me echó el cuento, me gustó la propuesta y aquí estoy montado en este barco que se llama “La Mujer Perfecta” en un momento muy importante en el que estamos apostando a la producción nacional, a la calidad. Y esa es justamente una de las razones por las que estoy regresando para contribuir con la reactivación de la industria. Tengo mucha fe y pienso que va a ser una experiencia muy linda.

—¿Cuál es la Mujer Perfecta de Ricardo Álamo?

—Es la mujer dueña de un mundo interior rico, contenta, satisfecha y agradada con ella misma y con todo lo que hace.

Fuente: GISELLE GONZALEZ / http://www.2001.com.ve/noticias_2001online.asp?registro=128811

YU

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios