Paris Hilton mostrando una vez más sus nalgas a lo loco en Cannes


A la famosa heredera no le gusta pasar desapercibida, como ha demostrado estos días en su visita al Festival de Cine de Cannes. Durante una fiesta con motivo del 150 aniversario de la firma de joyas Chopard, principal patrocinadora del certamen, la rubia enseñó a todos los presentes sus nalgas al recogerse su carísimo vestido azul del diseñador Alberto Makali, según reproduce el sitio web de contenido adulto 'drunkenstepfather.com'. Un espectáculo de mal gusto impropio de una chica de buena familia.

Mientras Paris bajaba las escaleras, no pareció percatarse de que había cientos de paparazzi dispuestos a captarla de cualquier guisa. Y no se sabe si por descuido o con intenciones de crear una nueva polémica, acabó eclipsando a las grandes personalidades invitadas al evento por su exhibicionismo. De este modo, millones de personas han podido ver el escueto trasero de la multimillonaria. Ni siquiera ha hecho falta seguirla en un día de sol y playa, ha mostrado sin pudores una de las partes menos nobles de su cuerpo como 'regalo' a los reporteros gráficos rosas. Pero, ¿por qué no llevaría bragas?

Image

Lo que tampoco se sabe es si Hilton tomó más cócteles de lo recomendable en la fiesta. Todo el mundo tiene conocimiento de que la socialite es una forofa de las noches de desenfreno y, por tanto, su afición al alcohol no es ninguna novedad (Britney Spears ya lo vivió en primera persona hace unos años). Aunque en una celebración tan glamurosa, debería haberse esforzado más por guardar el decoro.

Image

Paris asistió a la celebración acompañada de su inseparable hermana Nicky, que optó por un estilismo mucho más sencillo, al contrario que ella, que lucía unos recargadísimos pendientes y un moño un tanto cardado nada acorde a sus 29 años.

Las otras estrellas invitadas fueron Eugenia Silva, Eva Herzigova, Carlota de Mónaco o Marion Cotillard. Y entre tanta 'celebrity' carismática también se dejó caer la peculiar Lindsay Lohan, que tuvo el dudoso mérito de ser la más hortera de las VIP's en otro de sus desesperados intentos de no pasar a ser un 'juguete roto' por culpa de su fama mal llevada.

Al regresar a su hogar, la polifacética Paris colgó un tweet en su página personal en el que se leía: "Este viaje ha sido muy divertido, como de cuento de hadas. Los diamantes son el mejor amigo de las chicas. ¡Me encanta estar soltera!".

Parece que está muy contenta después de haber roto con el jugador de béisbol Doug Reinhardt, aunque todo apunta a que otro deportista podría irrumpir de nuevo en su vida. Se trata de CR9, el mismo al que ahora relacionan con su ex amiga Kim Kardashian, que intentó reencontrarse con ella cuando visitó Madrid hace unas semanas. "Él le escribió cuando se enteró de que estaba allí", comenta un amigo del futbolista al portal 'E! Online'.

Fuente: Yahoo!

EA

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios