Para formar parte de la información

Bacterias

Encuentran bacterias de origen desconocido en la Estación Espacial Internacional

Encuentran bacterias de origen desconocido en la Estación Espacial Internacional

Los científicos llevan años convencidos de que la Tierra no debería ser el único lugar donde la vida puede prosperar, aunque sea en sus formas más primitivas. Bacterias vivas de origen desconocido han sido descubiertas en la superficie de la Estación Espacial Internacional (ISS).

Bacterias sienten el ambiente como los humanos y eso puede usarse para atacarlas

 Bacterias sienten el ambiente como los humanos y eso puede usarse para atacarlas

Las bacterias, como los seres humanos, sienten el ambiente, un descubrimiento que pude llevar al desarrollo de mejores medicamentos contra infecciones bacteriales, según expertos de la Universidad de Colorado (CU) en Boulder. El hallazgo, difundido hoy y considerado como "la primera observación documentada" del sentido del tacto en bacterias individuales, es el resultado de un estudio realizado por investigadores de Boulder con bacterias E.coli.

Descubren misteriosa nueva forma de vida en la Antártida

Descubren misteriosa nueva forma de vida en la Antártida

Recientemente el jefe del laboratorio de criobiología de la Universidad de Física Nuclear de San Petersburgo, Rusia, Serguéi Bulat, anunció el descubrimiento de una misteriosa bacteria en un lago subglacial de la Antártida. El microorganismo difiere en un 86% de su genoma de cualquier otra forma de vida conocida en la Tierra.

Bacterias en ayunas: la manera más eficiente de producir energía con nuestras aguas fecales

Bacterias en ayunas: la manera más eficiente de producir energía con nuestras aguas fecales

Las aguas fecales contienen materia orgánica de la que podemos extraer energía, pero nuestros procesos basados en calor o electricidad solo sirven para recuperar un 20 o un 30% de esos ingredientes. Un grupo de bioquímiocos y microbiólogos ha dado con una solución más eficiente: bacterias hambrientas.

Crean un ser vivo con el genoma más pequeño del mundo

Un equipo de investigadores del Instituto J. Craig Venter de La Jolla (California, EE.UU.) y de la compañía Synthetic Genomics, liderados por el célebre científico autor de “La vida a la velocidad de la luz”, han conseguido crear una bacteria con tan solo 473 genes que es capaz de mantenerse con vida y multiplicarse cada varias horas. Comparados con los más de 20.000 que componen el genoma humano la cifra es más que llamativa.

Pages