El Mundo de España: El socialismo de los "Blackberry" en Venezuela

"El 70% de los Blackberrys que vendemos en Latinoamérica es en Venezuela", explica Douglas Ochoa, director de comunicación y desarrollo social de Telefónica en Caracas. "Sólo las ventas anuales de este aparato en el mercado venezolano duplican a las de Brasil y México, juntos", agrega. Y son 27 millones de venezolanos frente a 191 millones de brasileños y 100 millones de mexicanos.

'Give me two'

Conocidos como los 'Give me two' (Dame dos) porque durante el boom petrolero de los 80 arrasaban en las tiendas de Miami, los venezolanos son consumidores con mucha "hambre de tecnología", muy dados a la compra de televisiones de plasma y lanzamientos último modelo.

Un venezolano, por ejemplo, es el usuario de Blackberrys con más amigos 'online' del mundo. "Se trata de un conocido locutor de radio que decidió dar su PIN (código del terminal) durante su programa, y agregó a más de 6.000 personas", señala.

Sólo en 2009, Telefónica espera colocar 250.000 aparatos, a los que hay que sumar los que traerá la tercera operadora del país, Digitel (con la mitad de clientes), y las compras que se hacen en el extranjero por particulares.

La compañía española, que tiene 12 millones de clientes en Venezuela, destaca que el 65% de los 500.000 usuarios de Blackberrys son particulares, y el resto están acogidos al programa de empresas. "Sí, es el mundo al revés. En los demás mercados, casi el 70% de los clientes de Blacberrys son empresas, y no particulares", agrega al tiempo que reconoce la notable penetración que tiene este aparato entre los sector más humildes del país.

Mercado en Venezuela

El sector de las telecomunicaciones en Venezuela es uno de los más pujantes del continente. Según la comisión de telecomunicaciones, Venezuela registró 100,13 líneas de teléfono móvil por cada cien habitantes en el segundo trimestre del año. La estatal CANTV, nacionalizada por Hugo Chávez en 2007, es líder del mercado, seguida por Movistar (con un millón de clientes menos), y Digitel.

Chávez, que quiere convertir al quinto exportador de crudo en un Estado socialista, repite en sus prolíficos discursos la necesidad de crear en Venezuela al "hombre nuevo", que no esté contaminado por la tradicional influencia de Estados Unidos y de su "capitalismo salvaje".

Pero en distintas ocasiones, el líder bolivariano ha chocado con el gusto consumista de los venezolanos, quienes utilizando los dólares subvencionados por la renta petrolera, prefieren importar Hummers, y regar sus almuerzos con whisky (güisqui) escocés.

Fuente: http://www.elmundo.es/elmundo/2009/09/30/navegante/1254313889.html

YU

Categoria: