Para formar parte de la información

Carlos Blanco's blog

¡Qué trancazo, Nicolás!

Carlos Blanco's picture

Maduro no sabe. Cree que sabe y no sabe. Pero peor: no sabe que no sabe. No entiende lo que hacen los ciudadanos. Imagina conspiraciones. En las noches insomnes delira sobre la traición. Va a un acto en la Academia Militar rodeado de guardaespaldas de ignota nacionalidad. No comprende cómo los estudiantes llaman a un trancazo nacional y el país se paraliza. Y las balas, los tanques de guerra y los generales estilo Padrino López no le dan respuesta.

La resistencia

Carlos Blanco's picture

Los que marchan; los que apoyan dentro o fuera de Venezuela; los que están en el frente o más atrás, en el cuerpo central de las demostraciones, o en la retaguardia; los que son capaces de conmoverse ante el crimen que ejecutan Maduro y sus secuaces; todos, sin excepción, merecen reconocimiento eterno por la patria libre que harán posible.

M de Masacre M de Maduro

Carlos Blanco's picture

Cuando el general Isaías Medina fue derrocado en 1945 por la revolución de Acción Democrática y la Unión Patriótica Militar del Mayor Marcos Pérez Jiménez, hubo un adulante que instó a Medina que atacara la Academia Militar. El Presidente respondió: “¡Yo no asesino cadetes!” Impidió más violencia a pesar de que tal vez habría podido defender su gobierno.

Chavismo y oposición

Carlos Blanco's picture

El discurso opositor prevaleciente en relación con los chavistas consiste en abrirles las puertas, darles la bienvenida y asegurarles que tienen un espacio en la democracia por venir. Son expresiones animadas de buenas intenciones y amplitud; pero, incurren en errores fundamentales.

Carta para un asesino

Carlos Blanco's picture

Ya sé. ¡Ya sé! Tú no has firmado un “punto de cuenta” en el que ordenes matar, torturar y capturar a los demócratas. Tampoco Hitler lo firmó: se reunió con Göering para apremiarlo: “Hermann, hay que solucionar la cuestión judía”, a lo cual el grasiento criminal y morfinómano le podría haber respondido: “Claro, mi Führer, pero, ¿una solución? ¿Cómo?”. Hitler: “No te hagas el idiota: me refiero a una solución final, definitiva, para siempre… y no me vuelvas a hablar del tema hasta que sea resuelto”.

Mamarracho constituyente y salida de Maduro

Carlos Blanco's picture

Nicolás Maduro promueve una Asamblea Constituyente “electa directamente por el pueblo para elegir unos 500 'constituyentistas'… electos por las clases obreras y los movimiento sociales… para derrotar la oposición y para que sea el pueblo con su autonomía quien decida la paz y el destino del país… Quiero una constituyente ciudadana; de campesino, de indígena, obrera, comunal, de jóvenes, de estudiantes”.

Tú tampoco quieres mando

Carlos Blanco's picture

Imagino las vacilaciones de Vicente Emparan aquel 19 de abril.Habría dicho, ¿pero es que estos gilipollas pretenden desobedecerme, siendo que soy el representante de Su Majestad, aunque su Alteza Serenísima ande huyendo de Pepe Botella? ¿Debo ir a la Catedral y estos orilleros van a seguir con la vaina de exigirme atravesar la Plaza Mayor para oírles sus quejas? Hoy –he de deciros- los noto más envalentonados que otros días, será que están pensando en… No; imposible. Siquiera imaginarlo me parece pecado.

Tabaré no me contesta las llamadas

Carlos Blanco's picture

En ese lamento proferido por Nicolás Maduro se condensa la tragedia suya y de su régimen: “Llevo una semana llamando a Tabaré Vázquez para hablar de la agresión… del ataque de su Cancillería en contra de Venezuela”. Pero resulta que Tabaré Vázquez, Presidente de Uruguay, seguía en su silla, en la rutina de firmar papeles, cada cierto tiempo alertado por un teléfono rojo que suena insistentemente y, sabiendo que es Maduro, se sonríe, se echa hacia atrás en su poltrona, estira los brazos y no contesta.

Sin libertad no hay cambio

Carlos Blanco's picture

El cambio de este régimen no se ha llevado a cabo hasta la fecha, no sólo por la forma en la que estas garrapatas se han aferrado al poder sino también por el vértigo que produce en ciertos opositores la magnitud del salto al que hay que atreverse. El salto es hacia la libertad y ésta suele aterrar porque acarrea inesperados desafíos y responsabilidades que no son livianas. Se trata de una ruptura mayor, más allá de los 17 años de dictadura, con una manera de existir la sociedad venezolana desde hace, por lo menos, un siglo.

MUD: Rehabilitación difícil

Carlos Blanco's picture

La MUD ha anunciado su reestructuración como resultado de la crisis que la atrapó desde el año pasado. Uno de los elementos fundamentales es la salida de su Secretario Ejecutivo, Chúo Torrealba, sin que formalmente se sepa por qué sale de ese cargo: ¿qué no hizo bien? ¿Qué ha debido hacer y no hizo? ¿Fue por el “diálogo”? ¿Y los que lo acompañaron? ¿Por qué es mejor una Secretaría colectiva que una individual?

RR 2016 y la nueva ilusión

Carlos Blanco's picture

Los partidos que dominan la MUD afirman que este año habrá elecciones regionales porque así lo determina la Constitución; pero, consideran que aspirar a elecciones presidenciales es exageración porque no se encuentran previstas. Ante afirmaciones tan tajantes no es inútil recordar el referendo revocatorio de 2016. Era también un instrumento previsto en la Constitución, capaz de ser activado a través de los pasos que las fuerzas democráticas dieron después que Henrique Capriles hizo la propuesta.

Conquista del Espacio

Carlos Blanco's picture

No es la Misión de la NASA sino una manoseada tesis que suelen usar algunos dirigentes, la de “agarrar aunque sea fallo”. Ocupar los espacios, si hay más de uno. Meter el pie para que no cierren la puerta. En fin de cuentas, “del lobo, un pelo”. Esta versión desmejorada de la ambición política es moneda falsa, de circulación corriente en laesfera de las migajas, tan carente de ideas como ahíta de oportunismo.

Carne (t) de la Patria ¡Antropófagos!

Carlos Blanco's picture

Tal vez la medida más audaz del chavismo en su etapa postrera y decrépita, la del madurismo, es el “Carnet de la Patria”; instrumento electrónico que permite obtener alimentos y medicinas regalados, especialmente las bolsas CLAP. Para obtenerlo se inquiere sobre el partido político al cual pertenece quien lo procura y si está inscrito en la Gran Misión Vivienda Venezuela. Se reportan sitios en los que la inscripción coincide con una mágica y simultánea inscripción en el partido de gobierno.

Acuerdo para la rendición incondicional

Carlos Blanco's picture

El proyecto de Acuerdo propuesto por los ex presidentes Zapatero y Samper ni siquiera es una trampa sino un texto en el cual se propone abiertamente aflojar lo que ha sido bandera de lucha por 18 años: la salida del régimen y su reemplazo por un gobierno democrático.

Se adereza la introducción aludiendo a “los espacios de confianza” creados entre el Gobierno y la MUD, para generar “una renovada etapa de convivencia entre ambas partes”. Tienen la desvergüenza de fundar su llamado en los dichos del Tribunal Supremo de Justicia, como si no fuese el verdugo al servicio de Maduro.

El destino de la Asamblea Nacional

Carlos Blanco's picture

He defendido el valor político –incluido el simbólico- de la AN: ha sido un tábano inclemente en las posaderas del régimen y no es concha de ajo el entrenamiento de algunos dirigentes en las artes de la oratoria y la negociación parlamentaria. Dentro y fuera del país ha sido la consagración, más allá de toda duda, de la mayoría opositora. La AN se ha hecho eco del estado de miseria popular en la etapa más melancólica y cruel del chavismo: el “madurismo”. Sin embargo, está en un momento crítico.

Comando Anti Golpe

Carlos Blanco's picture

Maduro ha creado el "Comando Especial Antigolpe por la Paz y la Soberanía” y colocado al frente uno de sus más agresivos y crueles subordinados, Tareck El Aissami, al lado de los más aficionados a la furia represiva entre sus incondicionales. Los peores de los chicos malos han tomado el control y se proponen impedir, acabar, frenar o atajar el golpe.

La libertad es el proyecto

Carlos Blanco's picture

El centro de las discrepancias en la oposición ha sido el lugar que en Venezuela ocupa la lucha por la libertad. No es cierto que frente a un kilo de arroz o un pollo la libertad valga menos. Quien piense así, no importa cuánta gente comparta la tesis, desvaría. El hecho de poner la libertad en un lado de la balanza y en la otra la comida, en un régimen a la cubana, es un desastre humanitario:no asume que la libertad es el espacio en el que la comida puede obtenerse con certeza,por medio del trabajo, de la elección de las oportunidades, del emprendimiento y la dignidad.

Orden Pía de los Guerreros del Teclado

Carlos Blanco's picture

Uno de los escándalos de esta hora son los ataques a “los guerreros del teclado”. Serían éstos opositores palabreantes, que actuarían como el Capitán Araña, el que embarca a todo el mundo y se queda en la playa; prontos para el verbo y lerdos para la batalla. Peor calificación aún tienen los que lo hacen “desde Miami”, espacio hórrido, lugar donde opinar se ha vuelto prohibido por los que sí librarían terribles batallas desde las trincheras domésticas. “Miami” va desde Cúcuta hasta Siberia, pasando por Washington y Cracovia.

Maduro, un Duvalier zurdo

Carlos Blanco's picture

Maduro no debe tener amigos. Si los tuviera ya le habrían persuadido para que abandonara Miraflores y negociara una salida, si no honrosa, por lo menos pacífica y constitucional.

Pierden penosamente el tiempo quienes piden o esperan una rectificación. No puede rectificar quien cree que lo hace bien o quien no tiene margen para cambiar; solicitarlo es parte de una ingenuidad que bordea el engaño.

Maduro perderá el juicio

Carlos Blanco's picture
Tags: 

El poder de Maduro se licúa como el billete de 100 bolívares. Dieciséis partidos y el Presidente de la Asamblea Nacional han planteado una ruta, ya proyectada por la propia AN en sus históricos acuerdos del 23 y 25 de octubre pasado: declaración de responsabilidad política de Maduro, declaratoria de abandono del cargo por culpabilidad manifiesta; y, como corolario, destitución.

Maduro perderá el juicio

Carlos Blanco's picture

El poder de Maduro se licúa como el billete de 100 bolívares. Dieciséis partidos y el Presidente de la Asamblea Nacional han planteado una ruta, ya proyectada por la propia AN en sus históricos acuerdos del 23 y 25 de octubre pasado: declaración de responsabilidad política de Maduro, declaratoria de abandono del cargo por culpabilidad manifiesta; y, como corolario, destitución.

Destrucción masiva

Carlos Blanco's picture

Maduro y compañía saben que Venezuela vive una catástrofe. Lo que parecen no saber es que ellos son los culpables. Atribuyen lo que ocurre a la acción del imperialismo, de la burguesía criolla, de las fuerzas del capitalismo y de una página web: Dólar Today.

Las revoluciones suelen destruir las instituciones del viejo régimen. Así hicieron con las creadas no sólo por el periodo democrático de 40 años sino también por las fundadas desde el posgomecismo en adelante. La destrucción ha sido total. Las instituciones que no han desaparecido han quedado vueltas caparazones fósiles.

Pages