Dieciocho años de gobierno y dieciocho de condena

Manuel Corao's picture

Sin duda alguna tener un familiar cercano en la presidencia de la República de Venezuela o simplemente que el mandatario se acuerde de tal vínculo, es una gran ventaja de cara a las posibilidades futuras. Todo ello seria posible sin violentar las leyes ni las buenas costumbres.

Pero si la pareja presidencial residente en palacio de Miraflores en Caracas, centro del poder ejecutivo, son casi tus padres adoptivos; el porvenir es brillante.

Efraín Campo Flores y Francisco Flores de Freitas sobrinos de la primera dama de Venezuela Cilia Flores sin mucho esforzarse hubiesen logrado una formación profesional en cualquier universidad de renombre mundial, inscrito en uno o más post grados en polos de capacitación tecnológica de primera línea y posteriormente como consecuencia natural de su adiestramiento acceso inicial a posiciones de labor con buenos salarios. ¿Qué mas pedir?

Lo indicado anteriormente es lo mínimo y mas lógico de lograr para cualquier familiar cercano a Nicolás Maduro Moros y Cilia Flores.

Al advertir a través de los medios de comunicación social noticias relacionadas con sentencias judiciales a personas o instituciones

por violar la ley en cualquier manifestación cotidiana de convivencia; sentimos alivio por el resguardo que ello significa en lo personal y colectivo..

Cuando observamos que ello acontece a personas que conocemos de cerca o por referencia étnica; lamentamos lo acontecido y hasta llegamos a dudar de la justicia, la misma autoridad que con anterioridad celebramos como ejemplarizantes sentencias concertadas.

Efraín Campo Flores y Francisco Flores de Freitas, conocidos en la opinión pública por la notoriedad de su caso como los “narcosobrinos”, luego de ser hallados culpables por un jurado de intentar introducir a Los Estados Unidos de América cerca de ochocientos kilos de cocaína; fueron condenados a cumplir dieciocho años de presidio.

Para resumir un poco quienes son y cual es su personalidad ante el mundo del delito para el momento de ser detenidos por las autoridades el 10 de noviembre del 2015 en el aeropuerto de Puerto Príncipe en Haití, refiero lo expresado por el juez de la causa Paul Crotty durante la audiencia, conforme reseñan la prensa: “No fueron los traficantes de droga más astutos que ha habido”.

Nos preguntamos entonces que aconteció con estos jóvenes cuando además captamos que uno de los hoy reos de la justicia, Efraín Antonio Campo Flores pasa a conformar parte del núcleo familiar de la señora Cilia Flores a la postre presidenta de la Asamblea Nacional y luego primera dama quien lo guía y asume afectivamente al fallecer la madre.

Los seres toman procederes aprendidos de sus padres o protectores, mas la conducta indebida a través de los años no se le puede achacar a sus conductores o profesores; pero lo que si es cierto es la responsabilidad moral que sus guardianes familiares tienen por no haber ejercido con mayor celo la supervisión de su adoptado.

Me imagino que si el caso fuese preguntarle a quienes tuvieron estrecha obligación en la educación de estos adolescentes cómo se deslizaron por el mundo del delito; sin duda no atinarán dar una respuesta coherente ante su maltrecho encargo.

Por mantener hermetismo sobre el sonado hecho, no se ha podido conocer la opinión de la pareja presidencial y familia sobre el proceso de su hijo adoptivo Efraín Campo Flores, y sobrinos Francisco Flores De Freitas respectivamente.

En el dos mil diecisiete el comunismo cumple en Venezuela dieciocho años intentando destruir la prosperidad del país para sumirlo en la pobreza.

Hugo Chávez, primero y Nicolás Maduro luego buscan instaurar un régimen de fuerza violatorio de los derechos humanos con falsas promesas de impunidad ante el quebrantamiento de la ley.

Estos personajes sometiendo en cárceles del estado a inocentes venezolanos y extranjeros sin juicios imparciales , son los responsables del estado disfuncional del venezolano, aquellos que les hacen creer falsamente ser intocables.

Dieciocho años cumple Venezuela luchando contra los déspotas por su libertad e igual período de tiempo los sobrinos tendrán para recapacitar sobre la verdad acerca de la impunidad y seres intocables que les dijeron ser. Qué infeliz coincidencia. @ManuelCorao
Manuel Corao