Para formar parte de la información

Eduardo Fernández

La crisis política

Eduardo Fernández's picture

Hace 15 días abordé, en este mismo espacio, el tema de la crisis moral que atraviesa nuestro país
Hoy quiero hacer referencia a la crisis política. Esa crisis se manifiesta de múltiples maneras. La más evidente es la debilidad de la arquitectura institucional del país.
La prueba al canto. El Ejecutivo no funciona. No tenemos gobierno. Si tuviéramos gobierno, no habría unos índices tan elevados de delincuencia, de homicidios y de robos.

La crisis moral

Eduardo Fernández's picture

Quiero referirme a la crisis ética que tal vez representa la mayor y más preocupante de las manifestaciones de la crisis.
vaya al foro
La crisis ética se pone de manifiesto por la ausencia de valores, de principios, de normas. El más grande y más importante de todos los derechos humanos es el derecho a la vida. En nuestro país, todos los días recibimos el impacto noticioso de cómo ese derecho tan fundamental que es el derecho a la vida es violado y vulnerado.

La desigualdad

Eduardo Fernández's picture

El martes 15 de marzo, en la sede de Ifedec, presentaremos el libro Derrotar la desigualdad (El reto crucial de nuestro tiempo), publicado por Fundavag Ediciones, de la Fundación Rosa y Giuseppe Vagnoni.
El libro reúne colaboraciones de autores tan diversos como Roberto Briceño León, Nicmer Evans, José Guerra, Tosca Hernández, Vincenzo Piero Lo Mónaco, Margarita López Maya, Marco Negrón, Elías Pino Iturrieta, Olga Ramos, Carmen Luisa Reyna de Roche, Víctor Ramos, Armando Rojas Guardia, Fernando Savater, Luis Ugalde y Filippo Vagnoni.

Luis Alberto Machado

Eduardo Fernández's picture

Ha fallecido un gran venezolano: Luis Alberto Machado. “Un hombre bueno, bien construido por dentro, serena la claridad interior”.
Fue un distinguido servidor público. Fue ministro de Agricultura y Cría en el gobierno del presidente Rómulo Betancourt, secretario general de la Presidencia de la República en la primera administración de Rafael Caldera y ministro para el Desarrollo de la Inteligencia durante el gobierno de Luis Herrera Campins.

Inteligencia y patriotismo

Eduardo Fernández's picture

Venezuela necesita inteligencia y patriotismo. Necesita altas dosis de ambas cosas
Venezuela necesita inteligencia y patriotismo. Necesita altas dosis de ambas cosas. Inteligencia para comprender la magnitud de la crisis y patriotismo para promover los acuerdos indispensables y los consensos necesarios para superar las dificultades.
La crisis no se agota en lo político. Salir del Presidente y de su gobierno puede ser necesario, pero no es suficiente. Todas las fórmulas que se proponen requieren tiempo y confrontación.

El Papa en México

Eduardo Fernández's picture

El mundo está enfermo y la receta para curar al mundo de todas sus enfermedades está en el Evangelio. Si tan solo siguiéramos las enseñanzas que se derivan del Evangelio, el mundo ofrecería un panorama completamente diferente. Y el papa Francisco es la voz más autorizada para predicar la Buena Noticia a la humanidad dolida en el mundo contemporáneo.
Si tan solo siguiéramos las enseñanzas del Evangelio, los venezolanos seríamos más felices y también los mexicanos y el mundo entero sería un testimonio de justicia, de paz, de armonía y de felicidad.

Emergencia

Eduardo Fernández's picture

El Presidente de la República ha presentado un proyecto para decretar la emergencia económica. Junto con la emergencia económica, hay que considerar la emergencia política que está viviendo Venezuela.
El país está atravesando una crisis grave, y el Gobierno no tiene fuerza suficiente para enfrentar con sus solos recursos la magnitud de esa crisis.
Tampoco existe una alternativa que esté preparada para enfrentar, con sus solos recursos, la crisis nacional.

Eduardo Fernández: La confrontación no ayuda a solucionar la crisis

El presidente del Centro Internacional de Formación Arístides Calvani (Ifedec), Eduardo Fernández, calificó como “muy grave” la situación económica del país y considera que el Ejecutivo debe tomar acciones inmediatas para atender el problema de la escasez, inseguridad y medicina del pueblo venezolano.

Fernández: La confrontación retrasa la solución de los problemas

El presidente del Centro de políticas públicas y formación –IfedecVe-, Eduardo Fernández, considera oportuna la advertencia que lanzó el ministro de Defensa, Vladimir Padrino López, sobre la posibilidad de que en Venezuela se desate un conflicto civil. “Creo que es absolutamente oportuna y pertinente, no porque haya la inminencia de una guerra civil pero evidentemente la conflictividad en el país es un hecho muy negativo”.

¿Y ahora qué?

Eduardo Fernández's picture

La mayoría de los electores votó para castigar a un gobierno malo.
La mayoría de los electores espera que ahora, tal como se les prometió, se resuelvan los problemas sociales y económicos que afectaron a nuestra vida en los últimos meses. Esos problemas tienen nombre y apellido: desabastecimiento, colas, alto costo de la vida, caída del ingreso familiar, deterioro de los servicios públicos -especialmente agua y electricidad-, inseguridad y un largo etcétera que todos conocemos.

¿Qué pasó?

Eduardo Fernández's picture

Pasó que el pueblo se puso bravo. Eso fue lo que pasó. Lo que ocurrió el domingo pasado es comparable con lo que ocurrió el 23 de enero de 1958 y también con lo que ocurrió el 6 de diciembre de 1998, el pueblo se puso bravo.
vaya al foro
En toda elección hay un porcentaje de votantes que vota con un signo positivo, vota a favor de un candidato o de una propuesta. También hay votantes que quieren con su voto castigar una mala gestión o una política equivocada.

Mañana será mejor

Eduardo Fernández's picture

Las normas legales prohíben hacer proselitismo político en estos días previos a la jornada electoral convocada para el domingo 6 de diciembre.
Eso no quiere decir que no pueda aprovechar este espacio para insistir en la obligación que tenemos todos de cumplir con nuestro deber ciudadano de votar en las elecciones del próximo domingo.
Todos tenemos el derecho y el deber de votar. Y debemos hacerlo pensando en Venezuela, pensando en lo mejor para nuestro país, pensando que mañana debe ser mejor que hoy.

Fin de ciclo

Eduardo Fernández's picture

No se trata solamente de que esté llegando a su término el ciclo político que se inició en 1999 con el nombre de socialismo del siglo XXI. Se trata de algo mucho más importante y trascendente.
Está llegando a su término el ciclo político del modelo rentista venezolano que se inició junto con la aparición del petróleo en nuestro país.
Ha sido casi un siglo de dependencia de un solo producto de exportación: el petróleo.

Frente al 2016

Eduardo Fernández's picture

Las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre son un evento de una gran importancia. Pero no es serio hacerles creer a los ciudadanos que con esas elecciones van a resolverse todos los problemas que están afectando la vida de los venezolanos.
El año que viene, o sea, el año 2016, se anuncia como un tiempo muy complicado. A los problemas políticos de confrontación y de polarización extremas se agregará uno nuevo, que es el conflicto institucional que puede presentarse entre las diferentes ramas del poder público.

Normalidad

Eduardo Fernández's picture

¡Qué bueno que los venezolanos fuéramos un poco más normalitos! El 6 de diciembre tenemos elecciones para renovar la Asamblea Nacional, es decir, el órgano legislativo del Poder Público.
Eso debería ser un acontecimiento perfectamente normal y hasta rutinario en una democracia bien organizada. Cuando se producen unas elecciones, hay dos posibilidades: o las gana el gobierno o las gana la oposición. La hipótesis de un empate es muy poco probable.

Por una política nueva y superior

Eduardo Fernández's picture

Desde hace 15 años Venezuela está sometida a una política de división, de confrontación y de polarización.
El propósito estratégico ha sido muy claramente definido. Dividir para reinar. Dividir a los venezolanos entre pobres y ricos. Dividirnos entre cuarta y quinta. Dividirnos entre viejos y jóvenes. Dividirnos entre revolucionarios y contrarrevolucionarios y finalmente, dividirnos entre patriotas y agentes del imperio.

Mandatario o mandadero

Eduardo Fernández's picture

El domingo pasado leí un artículo excelente firmado por el padre Jean Pierre Wyssenbach, s. j., en la hoja parroquial. Me pareció tan bueno que quiero compartirlo con mis amables lectores. El texto dice: “Después que Santiago y Juan pidieron a Jesús los primeros puestos en su reino, Jesús, reuniendo a los 12 discípulos, les dijo: ‘Saben que los que son reconocidos como jefes de los pueblos los tiranizan, y que los grandes los oprimen’”.

Premio Nobel de la Paz

Eduardo Fernández's picture

Ha pasado un poco por debajo de la mesa en nuestro país el otorgamiento del Premio Nobel de la Paz de este año. ¿Quiénes eran los candidatos? Había nombres tan importantes para ese premio como el de Ángela Merkel, canciller de Alemania, por su papel de mediación en la crisis humanitaria de los inmigrantes en Europa. También el papa Francisco por su infatigable defensa de la paz y del medio ambiente, y por su mediación en la reanudación de relaciones entre Cuba y los Estados Unidos.

Más Soluciones

Eduardo Fernández's picture

Además de la crisis política y de la crisis económica, Venezuela está atravesando una crisis social muy grave. Crisis que la caracterizo en términos muy simples: hay demasiada gente pobre entre nosotros. Demasiadas familias que no cuentan con lo indispensable para sostener una vida digna. Demasiados compatriotas que no cuentan con lo indispensable para sobrevivir decorosamente. Demasiados jóvenes que no tienen oportunidades ni esperanzas.
Eso no es justo. Además, es indignante, sobre todo si tomamos en cuenta la inmensa riqueza que nos ha proporcionado el petróleo.

Soluciones

Eduardo Fernández's picture

Hay cantidad de diagnósticos acerca de la situación venezolana. Algunos de ellos muy buenos. Creo que hay que insistir en las soluciones, en la terapéutica. Son muchos los problemas que está atravesando el país. Sin embargo, me atrevo a sostener que hay dos principales, de cuya solución depende la solución de los demás.
Esos dos problemas son: el problema político y el problema económico.
El problema político consiste en una polarización exagerada, en la ausencia de diálogo y en la ausencia de propósitos compartidos.

Pages