Fácil y delicioso: Pastel de piña ¡sin horno!

Fácil y delicioso: Pastel de piña ¡sin horno!

El postre de hoy es sencillamente un espectáculo. En apenas 30 minutos vamos a conseguir un delicioso pastel de piña sin horno, que cuando lo pruebes quedarás sorprendido y con ganas de más

Este tipo de pasteles sin horno, son una idea perfecta para cumpleaños y celebraciones similares. No requieren un gran esfuerzo y los podemos dejar preparados del día anterior; además es muy raro que no le gusten a alguien.

Ingredientes:

- 75 g de azúcar
- 370 g de leche condensada
- 1 lt de nata para montar (crema para batir)
- 6 láminas de gelatina neutra
- Caramelo líquido
- 500 gr de piña en conserva escurrida
- 2 sobres de preparado de gelatina de limón

Preparación:

1.-Comenzamos poniendo la nata líquida con el azúcar en el bol de nuestra batidora y montándola a velocidad máxima durante 3-4 minutos.

2.- Mientras tanto, pondremos las rodajas de piña en un vaso medidor para triturarlas. En un plato hondo, tendremos las láminas de gelatina con un poco de agua para reblandecerlas.

3.- A continuación, pondremos una olla con un poco de agua a fuego lento y añadiremos los 2 sobres de gelatina de limón y las láminas de gelatina hidratadas. Removemos hasta que todo quede perfectamente disuelto y retiramos del fuego sin dejar que se enfríe del todo.

4.- Ahora juntamos la piña triturada con la nata, agregamos la leche condensada y removemos hasta que quede mezclado. Después vertemos el líquido de la gelatina y volvemos a mezclar bien.

5.- Preparamos el molde poniendo caramelo líquido en el fondo y unas rodajas de piña para que al desmoldarlo queden en la parte de arriba. Vertemos la mezcla en su interior, ayudándonos de una paleta para asegurarnos de que queda bien repartido por todo.

6.- Metemos el pastel de piña a la nevera durante unas 8 horas para que quede perfectamente cuajado. Pasado ese tiempo podemos desmoldar y servir.

Fuente: Cocina Facilisimo

RA

Categoria: