Perú celebró Día del Pisco Sour con fiestas y museo de su licor bandera


Los peruanos festejan este sábado el Día del Pisco Sour, cóctel declarado patrimonio cultural, con fiestas y degustaciones en las principales plazas del país y con la inauguración de un museo del pisco, la emblemática aguardiente de Perú. Desde la noche del viernes, en las principales plazas comenzaron la celebraciones con degustaciones gratuitas de pisco sour amenizadas con bailes, cantos y comidas típicas.

En la Alameda Chabuca Granda, del centro de Lima, se realiza desde la víspera el II Festival del Pisco Sour 2013, con la asistencia de más de 30 productores de pisco de diversos lugares del país.

En las plazas de los distritos limeños de Barranco, Surco, Miraflores, San Miguel y Magdalena se levantaron puestos donde expertos barman elaboran los cócteles mientras cocineras venden platos típicos peruanos como la carapulcra, la causa limeña, la papa a la huancaína y la huaytia, entre otros.

En la ciudad de Paracas, región Pisco (costa sur), se inauguró el viernes el primer Museo del Pisco del país como parte de las actividades por el Día Nacional del Pisco Sour.

La Asociación Civil Paradigma, promotora del museo, informó que el local tiene un Salón de la Fama del Pisco, el Instituto de Cata, cuadros, trofeos y fotografías alusivos a la bebida.

El Día del Pisco Sour fue institucionalizado en 2003 por el presidente Alejandro Toledo (2001-2006) como el primer sábado de febrero.

Además, se decretó que el cóctel reemplace al vino y al vino espumante en los brindis y las celebraciones en Palacio de Gobierno, ministerios y embajadas peruanas.

Según los historiadores, el pisco sour nació en el corazón de Lima, a unos metros de la Plaza de Armas.

Recuerdan que en 1922 existía en la antigua calle Boza el bar de Víctor Morris, cuyo dueño -conocido como "el gringo Morris"- atendía a sus amigos con tragos de su inspiración.

Una noche Morris sorprendió a sus amigos con una nueva bebida a la que llamó pisco sour, una fórmula que funde lo peruano del pisco con el "sour" estadounidense, por su tierra de origen.

Según los especialistas, un buen pisco sour se hace con tres medidas de pisco, una medida de jugo de limón recientemente exprimido, dos tercios de medida de azúcar blanca, clara de huevo y hielo picado.

Perú sostiene una larga pugna por la denominación de origen del pisco con Chile, país donde se produce un licor similar y con igual nombre.

El pisco es un aguardiente de uva que se elabora en el sur de Perú desde el siglo XVI, que se obtiene con la destilación del fermento del jugo de uva o mosto. AFP

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios

 
 
 
 

Suscribete a nuestro boletín semanal