Mujica dio por superado el incidente con Cristina Fernández


El presidente uruguayo José Mujica, dio hoy por superado el incidente que tuvo este mes con la mandataria argentina Cristina Fernández a la que catalogó de "vieja y terca" previo a un acto oficial y sin saber que había micrófonos grabándole. "Yo creo que los hechos hablan un poco por sí mismos", afirmó Mujica en declaraciones exclusivas que publica la página digital del diario local La República tras regresar de Venezuela donde asistió a la investidura de Nicolás Maduro como nuevo presidente.

Previo a viajar a Caracas, el jefe de Estado uruguayo participó en una cumbre especial de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) en Lima y a ella llegó en el avión presidencial argentino invitado por Fernández.

"Quien no quiere creer no cree y se acabó. Nosotros no vamos a hacer más comentarios, los hechos hablan por sí mismos", afirmó Mujica en referencia a ese viaje conjunto.

En Venezuela, el jefe de Estado fue consultado por la prensa sobre las relaciones con el vecino país, y dijo "con Argentina tenemos que dialogar siempre, siempre".

"Ellos nos escuchan hasta donde pueden", señaló Mujica en declaraciones que recoge la página de la Presidencia uruguaya.

Para el mandatario, Argentina "está pagando" el precio de la crisis de 2002 y eso "obliga" a algunas medidas "que tal vez nos afectan. Pero hay que bancarlo (aguantarlo)".

Las relaciones "no van a ser maravillosas ni malas. Van a ser de negociación permanente", aseguró el presidente uruguayo.

El 4 de abril el presidente Mujica en un acto público y en declaraciones captadas por un micrófono se refirió a la presidenta argentina como "vieja" y "terca" y a su difunto marido y expresidente Néstor Kirchner (2003-2007) como "tuerto".

Medios locales relacionaron las declaraciones con una "frustración" del mandatario por la marcha de las relaciones bilaterales, complicadas por diferencias comerciales, de integración y políticas.

El mismo día la Cancillería argentina lamentó "profundamente" en un comunicado esas expresiones, que consideró "inaceptables" y "denigrantes", y advirtió de que Fernández no iba a realizar comentario alguno al respecto.

Justo una semana después del incidente, Mujica pidió "sentidas disculpas a quienes" pudo "lastimar" por esos dichos.

El pasado jueves la presidenta argentina dijo que es "medio terca" y que además está "vieja", en alusión a las polémicas declaraciones de Mujica, con quien aseguró que "está todo bien".

"Sí, soy medio terca, y además estoy vieja. Pero después de todo es una suerte poder llegar a viejo, ¿no? Sobre todo si tu vida sirvió para hacer cosas que tu Patria necesitaba. Tranqui. Está todo bien", escribió Fernández en su cuenta en la red social Twitter.

La mandataria argentina, de 60 años, escribió ese mensaje después de otro en el que contó que se encontró con "Pepe" Mujica, en el aeropuerto de Buenos Aires, para viajar juntos hacia Lima para participar de la cumbre extraordinaria de la Unasur. EFE

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios