¿Masturbarse en público? Una mirada a los trastornos sexuales


Según el Manual Diagnóstico y Estadístico de Trastornos Mentales (mejor conocido por el DSM VI), se presenta una clasificación de Trastornos sexuales y de Identidad sexual, uno de estos siendo las parafilias. Las parafilias son impulsos sexuales, fantasías, o comportamientos recurrentes e intensos que implican actividades u objetos poco habituales.

Sin embargo, para considerarse un trastorno mental deben además causar daño a otro o deteriorar la vida del sujeto.

Algunas de las parafilias más conocidas son:

Pedofilia: Atracción sexual por los niños. (Muy peligroso e ilegal.)

Vogeurismo: Persona que le gusta observar a otras personas teniendo sexo.

Frotismo: Persona que se excita mediante el rozamiento del órgano genital con el cuerpo de otra persona.

Fetichismo: Excitación sexual a través de algún talismán u objeto o parte del cuerpo en particular.

Masoquismo: Excitación sexual a través del dolor o el dominio.

Exhibicionismo: Necesidad de una persona de desnudarse, mostrar los órganos genitales o conductas sexuales o eróticas de forma impulsiva.

Durante esta semana ha estado sobre la mesa esta última parafilia. El exhibicionismo, es la inclinación de un individuo a exponerse en público de forma espontánea y excesiva, sin ajustarse a las normas sociales. Es la necesidad psicológica o patrón de conducta de una persona de desnudarse, mostrar los órganos genitales, conductas sexuales o eróticas de forma impulsiva. En otras palabras, la persona puede llegar a masturbarse o mostrar sus genitales en público.

Lo que motiva a la persona a este acto es cautivar la atención de otras personas al mostrar sus genitales o partes íntimas. Si la persona logra causar sorpresa, pánico o miedo, al mostrar alguna parte de su cuerpo o realizar alguna conducta sexual en un lugar público le causa mayor excitación sexual. En otras palabras mientras más grite o se alarme la víctima de este acto más excitada se sentirá la persona exhibicionista.

Posiblemente, te has encontrado en la situación de que pasas por un lugar o vas en tu auto y al mirar hacia el lado ves a este individuo con sus genitales fuera y cuando capta tu atención más excitado se pone. Esta situación es muy difícil y es un problema que muchas personas padecen y no la atienden por vergüenza o desconocimiento. En ocasiones comienzan como un juego y cuando vienen a ver lo hacen en lugares públicos lo cual le puede traer a esa persona problemas sociales y hasta legales.

Definitivamente, el problema no es el acto de la masturbación ya que es un acto normal en los seres humanos. El problema estriba en hacerlo en público y exponer a otras personas a esta incómoda situación. Además, esto podría traer a la persona exhibicionista un problema legal ya que es un delito exponer los genitales o realizar algún acto sexual en público.

Es importante mencionar que este trastorno de la sexualidad debe ser diagnosticado por un psiquiatra o psicólogo. No podemos llegar a conclusiones por un acto ocurrido ya que otras cosas pueden influir, como el uso de drogas o alcohol, lo cuales pueden llevar a una persona a actos de exhibicionismo y luego no recordar los hechos ocurridos. Finalmente es importante cuidar nuestra salud mental ya que nuestra sexualidad se puede ver afectada. Somos seres sexuales y tenemos el derecho a disfrutar de nuestra sexualidad pero sin invadir el derecho de los que nos rodean.

Recuerda: ¡TU CUERPO ES UN MAPA ERÓTICO: ATRÉVETE EXPERIMÉNTALO Y DISFRÚTALO!

Fuente: http://voces.huffingtonpost.com/yesenia-mendez/masturbarse-en-publico_b_...

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios