Esconderse en un gallinero y teñirse el pelo, el periplo de los magistrados que escaparon de Maduro

Esconderse en un gallinero y teñirse el pelo, el periplo de los magistrados que escaparon de Maduro  .AFP

Los cinco magistrados que escaparon del régimen de Nicolás Maduro y que están actualmente asilados en Chile cuentan cómo escaparon de Venezuela, luego de recibir amenazas de cárcel por su juramentación como representantes del Poder Judicial.

Los magistrados en un primer momento sobrevivieron a un choque en la carretera rumbo a Cúcuta, ciudad que conecta a Colombia y Venezuela.

"Salvamos de milagro", dijo Beatriz Ruiz a Publimetro.cl.

Los otros magistrados que viajaban en los autos eran Elenis Rodríguez, Zuleima González del Valle, José Fernando Núñez y Luis Manuel Marcano. Todos habían estado desde el 3 de agosto en la embajada de Chile en Caracas y el día 22 de ese mes habían recibido la condición de asilados. Con ello ya podían viajar a Chile, siempre y cuando el Ejecutivo les entregara un salvoconducto, lo que jamás ocurriría.

Esconderse en un gallinero

En la embajada chilena, en Caracas, dormían todos en dos salas que antes funcionaban como biblioteca. Como no habían más habitaciones, se les acomodó espacios para que durmieran en dos grupos, divididos entre hombres y mujeres. Llegar ahí tampoco fue fácil.

Ruiz cuenta que estuvo escondida en un una cabaña varios días antes de que la trasladaran a la sede diplomática. "Cuando me llevaron tuve que salir por un sótano, con un suéter con capucha. Me esperaban con una camioneta con la puerta abierta. Me monté y partimos a toda velocidad. Cuando llegamos a la embajada, adentro, yo no me quería bajar. Todavía tenía miedo".

Pero el caso más extremo fue el de Luis Manuel Marcano, quien pasó 7 días escondido en un gallinero. "Mis amigos me ofrecieron ese espacio y me dejaron comida para dos días".

Al tercero, cuando lo iban a sacar, notaron que estaban siendo espiados. Decidieron no pasearse más por ese sector. "Tuve que pasar esos días sin nada que comer".

Cambiar el cabello para despistar

Zuleima González del Valle cambió su cabello para despistar a los agentes del Gobierno que la buscaban.

"Cuando fui designada como magistrada, mi cabello era un poco más claro. Tuve que cortármelo y pintármelo más oscuro. Y los lentes con los que yo aparecía en todas las fotos en Venezuela, tuve que dejarlos".

Por su parte, José Núñez dijo que los tumultos de gente lo ayudaron. "En la frontera se acumuló un montón de gente y vi la posibilidad de camuflajearme entre ellos. No sé cómo, pero resultó", comenta. Su técnica fue imitada por todos.

FL
Fuente: Publimetro.cl/

Categoria: