9 hierbas para cocinar que puedes cultivar en casa


La humanidad ha cultivado hierbas durante siglos tanto para usos culinarios como medicinales. La mayoría de las hierbas repelen las plagas y son consideradas como un proyecto muy bonito y fácil para jardineros principiantes. Estas plantas son una gran adición para un jardín, o puede iniciar un jardín de hierbas por separado. Y por lo general, crecen bien en interiores cerca de una ventana bien iluminada, si usted no tiene el espacio al aire libre!.

Desde ser un acento decorativo, mejorar el olor de una área, agregar sabor a las comidas y para mejorar la salud, no serían razones suficientes para empezar a crecer sus propias hierbas. A continuación nueve hierbas que serían perfectas para su jardín.

Image

La albahaca es una gran adición a muchas comidas, especialmente en platos con pastas y tomates. Las plantas de albahaca prefieren zonas cálidas y soleadas con drenaje suficiente. Quite las flores cuando aparezcan, ya que reduiciría la producción de hojas. Además de su delicioso sabor, la albahaca es una buena fuente de vitamina A, y puede actuar como un agente anti-inflamatorio.

Image

El perejil es resistente al frío y prefiere un lugar con semisombra. Es una planta bienal y se pueden germinar en casa con las semillas. El perejil se puede utilizar para dar sabor a una amplia variedad de platos. Sea paciente, a veces las semillas de perejil puede tomar unas pocas semanas para germinar. Mucho más que un adorno decorativo, es la hierba más popular alrededor del mundo, es rica en vitamina C y es anticarcinógeno.

Image

La salvia es una planta perenne y resistente perfecta para sembrar al aire libre. Es excelente para sazonar carnes diversas, y su aspecto atractivo ofrece un espectáculo en la bienvenida a cualquier jardín. La salvia es una planta que estimula las funciones cerebrales. Investigaciones del Comportamiento bioquímicon han confirmado que esta hierba es increíble para mejorar la memoria.

Image

El romero es tolerante a suelos pobres, siempre y cuando tenga un drenaje adecuado. Debido a que las semillas germinan tan lentamente, es recomendable plantar esquejes de romero. Es una hierba deliciosa que se utiliza a menudo para agregar sabor a muchas carnes. En la antigua Grecia, los estudiantes colocaban ramitas de romero en el cabello al momento de estudiar para los exámenes, desde hace mucho tiempo ha sido asociado con la memoria.

Image

El tomillo es una buena fuente de hierro, y es un ingrediente básico en la cocina del Caribe hasta el Oriente Medio. El tomillo es mejor sembrarlas siendo pequeñas plántulas y prefiere áreas soleadas. Es una planta perenne y es lo mejor cosechar sólo una pequeña cantidad el primer año para que pueda establecerce mejor.

Image

El eneldo es una hierba muy resistente, dispuesta a tolerar la mayoría de los suelos y condiciones. Es bastante fácil de cuidar, y es una gran hierba para los jardineros principiantes. Nativa del este de Europa, el Mediterráneo y el oeste de África, el eneldo añade un sabor fuerte y picante a las entradas, utilícelo con moderación o abrumará otros sabores.

Image

El orégano es una hierba fácil de crecer desde semillas. Le gustan las zonas soleadas, y estará listo para cosechar cuando aparezcan las flores. Además de su delicioso sabor, es famoso en platos italianos, el orégano es también un eficaz como un anti-bacterial.

Image

La menta es una adición fresca y refrescante para las comidas calientes. Es excelente para hacer té, e incluso alivia problemas de estómago. Puede convertirse fácilmente en una especie invasora, por lo que es recomendable cultivar en macetas o confinarlas con bordes para evitar que se apoderen de su jardín.

Image

La lavanda añadirá un sabor ligeramente dulce a los alimentos, pero la mayoría de personas prefieren crecerla simplemente por su aroma agradable y la belleza cautivadora que añade a cualquier jardín. Los egipcios la utilizaban para la momificación y como perfume, y los romanos la utilizaban para el baño. Además, el aceite de lavanda es excelente para la curación de quemaduras, heridas y picaduras de insectos. La lavanda es comúnmente trasplantada de esquejes de la planta, y prefiere la luz y el suelo seco.

Fuente: Huffingtonpost

EA

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios

 
 
 
 

Suscribete a nuestro boletín semanal