Para formar parte de la información

Trino Márquez

La salida sigue siendo también electoral

Trino Márquez's picture

El acuerdo de los partidos políticos más importantes de la oposición de no participar en las elecciones del 10 de diciembre fue un error muy costoso, que debe enmendarse lo más pronto posible. Sin combatir, se le entregó al régimen la cabeza del Poder Municipal, el alcalde, en la inmensa mayoría del país. Se desperdició una nueva oportunidad de confrontar al gobierno en el terreno electoral. Luego de la derrota del domingo 10 de diciembre, se llegará a República Dominicana en unas condiciones de debilidad extrema, incluso en el área de las exigencias electorales.

A votar, contra viento y marea

Trino Márquez's picture

El 10 de diciembre hay que ir a votar en las elecciones de alcaldes, a pesar de las reservas de algunos sectores y el rechazo abierto de quienes se oponen a asistir a los comicios, pero que no proponen ninguna alternativa factible, sino que se quedan en el plano de las denuncias testimoniales o de la queja lastimera.

Busquemos el éxito en Santo Domingo

Trino Márquez's picture

La reunión de Santo Domingo representa una oportunidad extraordinaria para que gobierno y oposición busquen una salida pacífica y civilizada a la grave situación a la que el régimen llevó a Venezuela. Un destacado grupo de compatriotas ha sido convocado a participar como asesores. Nuestro deber es apoyarlos, respaldar la iniciativa y contrarrestar las voces que, sin proponer opciones válidas, cuestionan el encuentro y vaticinan su fracaso.

Realidad: la opositora más tenaz

Trino Márquez's picture

El régimen ha cometido todos los abusos y atropellos que ha querido. Logró neutralizar la Asamblea Nacional, impidió el referendo revocatorio en 2016, impuso la asamblea constituyente de forma fraudulenta y obtuvo una victoria cuestionada, por tramposa, el 15 de octubre. Además, fusionó el Estado con el Gobierno, y a estos dos órganos con el Psuv. Desaparecieron todas las líneas que deben deslindar las fronteras entre, por ejemplo, el TSJ, el CNE y el Psuv.

Dialogar por Venezuela

Trino Márquez's picture

Algunos sectores radicalizados de la oposición -especialmente varios de los que se encuentran en el exterior, para más señas en Florida, tecleando con furia y odio el teclado de sus computadores- han celebrado con júbilo sádico, diría yo, que haya abortado el dialogo previsto para realizarse en Santo Domingo, y que los eventuales acuerdos entre la oposición y el gobierno hayan caído en un limbo, del cual difícilmente saldrán en el corto plazo.

¿Está blindado Maduro?

Trino Márquez's picture

La debacle producida en la MUD por los inesperados y sorprendentes resultados de la votación del 15-0, han creado la sensación de que Nicolás Maduro se atornilló al poder y que permanecerá por tiempo indefinido en Miraflores. La falta de un análisis político integral por parte de los líderes opositores acerca de lo ocurrido ese día y posteriormente, y la ausencia de una propuesta estratégica global han contribuido a proyectar esa imagen fatalista.

La abstención: Error centralista

Trino Márquez's picture

Me cuento entre quienes respetan y admiran el trabajo de muchos dirigentes que integran la Mesa de la Unidad Democrática. Mi opinión la he sostenido a través de distintos medios. Entre sus logros destacó el haber proyectado en el plano internacional la incansable lucha de los demócratas venezolanos por impedir que en Venezuela se consolide el proyecto hegemónico totalitario puesto en marcha en 1999, cuando Hugo Chávez llega a Miraflores.

La oposición: recuperar la cordura

Trino Márquez's picture

El triunfo más importante del régimen el 15 de octubre no fue haberse quedado, aplicando malas mañas, con la mayoría de las gobernaciones. Su victoria fundamental fue haber colocado a la Mesa de la Unidad Democrática al borde de la extinción. A partir de ese fatídico domingo se desataron los demonios en el campo opositor. La derrota -provocada por numerosos factores, el más importante, el fraude masivo y continuado perpetrado por el régimen- no ha conducido a un análisis integral del proceso y de la situación de los partidos de oposición, sino a una guerra de acusaciones suicidas.

15 -O: Tenemos que exigir y mejorar

Trino Márquez's picture

Los inesperados resultados de las elecciones pasadas dejaron en la peor posición a quienes están convencidos de que las elecciones representan el camino menos tortuoso para salir del gobierno de Maduro. Se sabe que es indispensable participar en los procesos comiciales, pero no se sabe qué hacer para garantizar el triunfo ante condiciones tan adversas como las impuestas por el madurismo, empezando por el árbitro, que en vez de ser el fiel de la balanza, coloca todo su peso a favor del oficialismo.

Resisto, lucho y voto

Trino Márquez's picture

A finales de la dictadura de Marcos Pérez Jiménez, la aspiración de los venezolanos por votar se convirtió en una poderosa fuerza transformadora. Los partidos políticos, que pocos años antes se habían caído a dentelladas y se habían enemistado de forma irreconciliable, convirtiendo sus diferencias en un argumento esgrimido por los militares sediciosos para derrocar al presidente Rómulo Gallegos en 1948, se unieron levantando la consigna “elecciones ya”.

15 de octubre: ¡a reafirmar la descentralización!

Trino Márquez's picture

El chavismo-madurismo ha tenido que tragarse la descentralización, especialmente la elección directa de gobernadores y alcaldes, como si se tratase de aceite de ricino. Al caudillo no le quedó más remedio. Cuando asomó la posibilidad de volver al antiguo régimen en el cual el Presidente de la República designaba a dedo y removía a su antojo a los mandatarios regionales, hasta los dirigentes de su propio partido se sublevaron.

El entorno del diálogo

Trino Márquez's picture

La ronda de negociaciones entre el régimen presidido por Nicolás Maduro y la Mesa de la Unidad Democrática iniciada en República Dominicana, cuyo gobierno es intimo amigo de Miraflores, se desarrollará en el marco del mayor deterioro económico y social que haya conocido el país y la mayor presión internacional que se haya desatado contra gobierno venezolano alguno.

Exterior: Asamblea Nacional, Sí; constituyente, no

Trino Márquez's picture

La gira de Julio Borges y Freddy Guevara por Europa fue todo un éxito. Quedó reafirmada la legitimidad de la Asamblea Nacional electa el 6 de diciembre de 2015. Los países más importantes del viejo continente ratificaron su preocupación por el giro dictatorial que Nicolás Maduro le imprimió a su gestión, la larga agonía vivida por la democracia venezolana y el declive de la República, acorralada por las continuas violaciones a la autonomía de los poderes públicos y la violación permanente de los derechos humanos.

Las sanciones contra el régimen

Trino Márquez's picture

El régimen, como de costumbre, trata de distraer la atención diciendo que las sanciones acordadas por el gobierno norteamericano apuntan a agredir al pueblo venezolano. Esta mentira no soporta el menor análisis. Las medidas están concebidas para castigar los jerarcas del régimen y sus testaferros, únicos enriquecidos con los bonos y demás papeles emitidos por el Estado venezolano.

La podredumbre del régimen vista por la Fiscal

Trino Márquez's picture

El régimen pagará un costo muy alto por destituir a la fiscal Luisa Ortega Díaz, allanar su residencia y ordenar su captura, sin que tal orden, además, tenga ninguna consecuencia internacional. La Fiscal legítima y única de los venezolanos, veterana militante política de la izquierda, optó por revelar lo que ya se sabía: la descomposición de una casta que utiliza todos los mecanismos del Estado para concentrar poder y enriquecerse de manera obscena.

Las Fuerzas Armadas con un país

Trino Márquez's picture

Desde 1958 hasta febrero de 1999, cuando Hugo Chávez se instala en Miraflores, Venezuela fue un país -una República, para ser más exacto- que contaba con unas Fuerzas Armadas encargadas de defender por aire, mar y tierra la soberanía nacional, resguardar las fronteras nacionales y garantizar la paz en el caso de que se desataran conflictos que no pudiesen ser controlados por la policía o la Guardia Nacional. Con el actual régimen esa ecuación se invirtió: desde hace casi dos décadas son las Fuerzas Armadas las que tienen un país bajo sus órdenes.

La nueva etapa de la lucha por la democracia

Trino Márquez's picture

Con la instalación de ese adefesio que es la asamblea nacional constituyente, en realidad una reunión ampliada de la dirección nacional del Psuv, se inicia una nueva etapa de la lucha que el país ha mantenido a lo largo de casi dos décadas contra el proyecto hegemónico liderado, primero por Hugo Chávez, y desde 2013 por Nicolás Maduro. El objetivo de esa infatigable pelea ha consistido en preservar la democracia en los pocos espacios que han ido quedando.

Expresión soberana sin TSJ ni CNE

Trino Márquez's picture

El madurismo quisiera que en la Constitución de 1999 hubiese un artículo en el que se leyera: “El día 16 de julio del año 2017 será posible que el pueblo venezolano, convocado por los dirigentes opositores, realice una consulta para responder si está o no de acuerdo con la constituyente comunal convocada por el presidente Nicolás Maduro, sin haber solicitado previamente la opinión de los ciudadanos”.

Maduro: armas contra votos

Trino Márquez's picture

La frase se volvió viral: “Lo que no se pudo con los votos lo haríamos con las armas”, dijo Nicolás Maduro frente a un grupo de jóvenes oficialistas. En esos términos se expresó el mandatario venezolano el mismo día que las Farc daban por concluido formalmente el enfrentamiento armado que durante cinco décadas sostuvieron contra el gobierno neogranadino.

¿Dónde está el chavismo constitucional?

Trino Márquez's picture

La fiscal Luisa Ortega Díaz reafirma frente a los medios de comunicación su condición de chavista, cada vez que tiene la oportunidad de hacerlo. Considera a la Constitución de 1999 uno de los legados más importantes del fallecido fundador del proceso bolivariano. A partir del principio según el cual “la soberanía reside intransferiblemente en el pueblo… quien la ejerce… mediante el sufragio” (Art. 5) y de la progresividad de los derechos, ha denunciado el carácter fraudulento de las bases comiciales presentadas por Nicolás Maduro para convocar la Asamblea Nacional Constituyente.

Pages