Forzada a tener sexo con doce hombres al mes durante ocho años


Cuando Catrina Jeffrey, de 36 años, fue a vivir con sus tíos, pensaba que su dura infancia con su padrastro había llegado a su fin. Lo que no sabía es que comenzaba su verdadero calvario. Sus parientes le introdujeron en una secta satánica en la que sufrió múltiples abusos que todavía hoy le hacen temblar.

Con 36 años y tres hijos, hoy, Catrina no puede olvidar lo que vivió siendo adolescente. Entonces, sus tíos le obligaron a introducirse en una secta satánica en la que sufrió abusos continuados a manos de su pariente y otros hombres.

"Yo era una colegiala inocente y ese hombre robó mi vida", recuerda Catrina en The Mirror. "Él me violó y abusó de mí de una manera increíblemente horrible, me usaba como un juguete sexual para los miembros de la secta. Estaba atrapada, no tenía escapatoria".
Catrina se vio así forzada, entre los 15 y los 23 años, a mantener relaciones sexuales con una media de 12 hombres distintos al mes. Fue usada como esclava sexual y le obligaron, además, a casarse llegando a tener tres hijos. Solo se atrevió a escapar a los 24 años cuando se armó de valor y denunció a su tío que fue condenado a 22 años.

Nota: Los nombres han sido modificados, según recoge The Mirror, para proteger las identidades.

Fuente: Telecinco

EA

Compartir



 
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios