Reorganizan divisas y operativo contra el acaparamiento

Señaló que hay que "romper el estancamiento en el que se ha caído en la transición económica hacia el socialismo", situación que se debe a "circunstancias históricas" que se han producido en los últimos tres años.

Anunció la creación del Centro Nacional de Comercio Exterior, que se encargará "como institución superior" de dirigir la política de administración de divisas del país en el que rige un control de cambio desde el año 2003.

La nueva institución, dijo Maduro, creará "nuevos mecanismos" para la transición al socialismo y dirigirá a la Comisión de Administración de Divisas (Cadivi), al Sistema Complementario de Administración de Divisas (Sicad) supervisará el ingreso de dólares, su inversión, su salida y también promoverá las exportaciones.

Esos dos organismos son los encargados de tramitar la entrega total de los dólares que son puestos en menos del sector privado, en momento en que la diferencia entre el precio de la divisa verde al precio oficial que ofrece el Estado es de 6,3 bolívares, un valor que puede ser ocho veces superior en el mercado negro.

Eso se suma a una inflación que ronda el 40 % entre enero y septiembre y un agudizamiento del desabastecimiento de productos que golpea de manera crónica a Venezuela.

Maduro aseguró que aunque su Gobierno ha hecho frente al desabastecimiento de productos básicos, "al pueblo lo roban en la calle" los especuladores que multiplican hasta por 30 el costo de los artículos y por ello parte de estas medidas son para proteger a la ciudadanía "de la especulación de la burguesía parasitaria".

Anunció que se va a iniciar a partir de hoy "una gran operación nacional" cívico militar de lucha contra la especulación y el acaparamiento, y la creación de unos Comités de Defensa Populares de la Economía, para que vigilen el precio de los productos de venta al público.

"Vamos hasta el último nivel en la cadena productiva, distributiva y comercial del país, cada quien prepare sus papeles", dijo, al señalar que su Gobierno supervisará "hasta el último almacén" y que buscará "donde esté" a quien esté robando al pueblo.

Asimismo, indicó que para los dos últimos meses del año se establecerá un "operativo especial de protección y garantía de venta a precio justo" de varios productos "considerados prioritarios para este período" como los que pertenecen a las áreas textil, calzado, electrodomésticos y juguetes, entre otros.

"Estabilización por la vía de la supervisión", reiteró el gobernante, que adelantó que las medidas se harán más efectivas una vez que consiga la aprobación de poderes especiales para legislar que pidió al Parlamento y que, aseguró, obtendrá la semana que viene. EFE

Categoria: