Amor entre koalas conmueve a australianos

La historia de Sam y su nuevo novio Bob salió a la luz después de que el bombero voluntario Dave Tree usara un teléfono móvil para filmar el rescate de la desconcertada y asustada marsupial, hallada quemada en un bosque incendiado en Mirboo North.

Las fotos y el video de Tree, de 44 años, lo muestran acercándose lentamente a Sam, hablándole amablemente y dándole agua de una botella de plástico mientras ella coloca su pata quemada en la mano del hombre.

Fue al llegar a un refugio salvaje cuando Sam conoció y se hizo amiga de Bob, que fue rescatado el viernes en Boolarra, a 180 kilómetros de Melbourne.

Tree, que es bombero voluntario desde hace 26 años, dijo que era extremadamente extraño acercarse tanto a un koala, y por eso pidió a su colega Brayden Groen, de 20 años, que lo filmara. “Se puede ver cómo se frena, se acerca a mí y me mira. Fue una mirada como diciendo ‘no puedo correr, estoy débil y dolorida, ayúdame por favor’”, dijo Tree a Reuters.

Sam fue llevada al refugio Southern Ash Wildlife en la localidad de Rawson. Su historia es similar a la del koala llamado Lucky, que sobrevivió a los incendios del 2003 que destruyeron alrededor de 500 casas y dejaron cuatro muertos en la capital de Canberra. Lucky se convirtió en un símbolo de esperanza.

Colleen Wood, miembro del refugio que cuida a Sam y Bob, dijo que ambos koalas estaban en buenas condiciones, y que otros animales como zarigüeyas, canguros y wallabies también habían comenzado a emerger de los escombros dejados por el fuego.

Wood explicó que Sam sufrió quemaduras de segundo grado en sus patas y que su recuperación llevaría siete u ocho meses. Bob, por su parte, tiene tres patas con quemaduras de tercer grado y debería poder volver a su hábitat natural dentro de cuatro meses. “Están todo el tiempo abrazándose. Se han hecho muy amigos y es algo muy lindo de ver después de todo lo que ha pasado. Fue horrible”, dijo Wood.

Tree, voluntario de la Autoridad de Incendios de Victoria, visitó a Sam desde su rescate y se mostró feliz de que hubiera encontrado a Bob.

“Se han atraído mutuamente porque los dos están heridos y comparten el mismo olor a quemado”, comentó. “Mi corazón está con la gente que está sufriendo los incendios. Esto fue tan inocente que la gente lo usó para distraerse de las cosas tristes que están pasando. Les da un poco de esperanza”, agregó.

Fuente: http://www.eluniversal.com.mx/internacional/60480.html

Y.U.

Categoria: