Corea del Norte reclama su buque con armas cubanas

"Las autoridades de Panamá deberían liberar a la tripulación detenida y dejar partir cuanto antes al buque", indicó la Agencia Central de Noticias de Corea citando al ministerio de Relaciones Exteriores norcoreano.

Sin embargo, el fiscal primero de drogas de Panamá, Javier Caraballo, aseguró que por tratarse de "un material bélico que no fue declarado" la tripulación, podría enfrentar "de cuatro a seis años de prisión" por el delito de "transporte ilegal de armas".

"Hoy (miércoles) les formulamos cargos", aunque los marinos "se acogieron a su derecho de no declarar", dijo Caraballo.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, elogió este miércoles la intercepción del buque aludiendo a las sanciones que la ONU aplica contra Corea del Norte por su programa de fabricación de armas nucleares. El secretario general "elogia la acción emprendida por Panamá en total cumpliento de sus obligaciones emergentes de relevantes resoluciones del Consejo de Seguridad", dijo uno de sus portavoces.

El ministro de Exteriores de Panamá, Fernando Núñez indicó que su gobierno actuó acatando las resoluciones dictadas en 2006 y 2009 contra Corea del Norte por sus ensayos nucleares con fines militares. "Ellos (los cubanos) deben entender que no depende de nosotros", añadió Núñez. "Obviamente (esa carga) se ha tenido que interceptar en cumplimiento de esas resoluciones de las Naciones Unidas", añadió.

El ministro de Seguridad José Raúl Mulino confirmó que el 5 de agosto llegarán a Panamá los expertos de las Naciones Unidas que pidió el gobierno panameño al Consejo de Seguridad de la ONU para que examine las piezas encontradas, mientras aguarda la llegada de expertos de Estados Unidos y de Gran Bretaña.

Por su parte Corea del Sur pidió al Consejo de Seguridad de la ONU que "tome acciones rápidamente" si se confirma que el cargamento viola las resoluciones de la ONU, mientras que Estados Unidos apoyó la actuación panameña en este caso y se mostró "listo para cooperar".

Pyongyang esgrimió el mismo argumento que utilizó La Habana para explicar el transporte del cargamento: que se trata de armas viejas que deben ser reacondicionadas en Corea del Norte y devueltas a Cuba. "Este cargamento no es más que armas ya viejas que serán enviadas de vuelta a Cuba luego de ser reacondicionadas, según un contrato legítimo", indicó el ministerio de Relaciones Exteriores norcoreano.

--Cuba y Corea del Norte dicen que las armas son viejas

El martes Cuba afirmó que el armamento era de su propiedad y dijo que se trata de material "defensivo obsoleto" y sostuvo que lo enviaba para reparación en Corea del Norte. "En la citada nave se transportaban 240 toneladas métricas de armamento defensivo obsoleto -dos complejos coheteriles antiaéreos Volga y Pechora, nueve cohetes en partes y piezas, dos aviones Mig-21 Bis y 15 motores de este tipo de avión, todo ello fabricado a mediados del siglo pasado-, para ser reparado y devuelto a nuestro país", dijo la cancillería cubana. El armamento cubano no declarado fue descubierto por la autoridad panameña escondido debajo de un cargamento de azúcar en las bodegas del carguero, que interceptó hace una semana cuando esperaba para atravesar el canal de Panamá. Panamá calificó a la carga bélica de "contrabando".

"La carga es ilícita porque no está declarada. Lo que no está consignado, aunque sea obsoleto, es contrabando", dijo este miércoles el ministro Mulino. El 10 de julio el carguero "Chong Chon Gang", procedente de Cuba, fue abordado antes de ingresar por su boca del Atlántico al Canal de Panamá rumbo a Corea del Norte, aduciendo sospechas de drogas ocultas en una carga de 220.000 quintales de azúcar, la única que figuraba en el manifiesto, según afirmaron autoridades panameñas. Luego de superada la resistencia de los tripulantes, las autoridades panameñas detectaron dos contenedores ocultos, en uno de los se encontraba un sistema de control de tiro de misiles antiaéreos. El ministerio norcoreano dijo que las autoridades panameñas "atacaron apresuradamente" al capitán del "Chong Chon Gang" después de inspeccionar la carga del buque en busca de drogas y como no las encontraron "ahora justifican su violenta acción", según el ministerio norcoreano. Estados Unidos anunció que tratará el tema con Cuba "muy pronto", aunque no en una reunión celebrada este miércoles sobre cuestiones migratorias.

"Le hemos dicho a los cubanos que vamos a hablar con ellos muy pronto del barco", dijo a periodistas la vocero del Departamento de Estado, Marie Harf.

- Un almacenaje arcaico

Entretanto en la ciudad de Colón, junto a la entrada caribeña del canal, un centenar y medio de personas continuaban la lenta tarea de extraer de las bodegas del buque casi un cuarto de millón de sacos de azúcar. La exasperante lentitud de la tarea --que se realiza en medio de una invasión de abejas atraídas por el azúcar-- responde a que los trabajos deben realizarse en forma artesanal debido al primitivo y sorprendente sistema de almacenaje que fue utilizado en Cuba.

Las bolsas fueron colocadas individualmente, mientras lo normal sería estibarlas en pallets, por lo que se podrían tardar hasta diez días en terminar de registrarlo.

"Todos los accesos a las bodegas están bloqueados", aseguró Mulino quien calificó la embarcación como una "pocilga" de condiciones "paupérrimas" donde es verdaderamente inhumano" navegar. Mientras tanto los 35 tripulantes del buque esperan detenidos en Fuerte Sherman, una antigua base militar estadounidense en la época en que el canal, devuelto a Panamá en 1999, estaba bajo administración de Washington. El desvencijado "Chong Chon Gang", un buque construido en 1979, tiene un largo prontuario internacional en cuanto a problemas de seguridad en la navegación, pero también registra al menos una inspección en Ucrania por drogas.

Por el canal, por el que pasa el 5% del comercio mundial, pueden transitar buques militares y también barcos mercantes que lleven material bélico, pero esas cargas deben ser declaradas previamente ya que requieren un protocolo especial, explicó un funcionario del canal. Cuba es uno de los pocos países que mantienen vínculos con el régimen de Pyongyang, que está fuertemente aislado en la comunidad internacional por sus ensayos nucleares. APF

Categoria: