Skip to main content
EE. UU. : Comisión del 6 de enero inicia audiencias en medio de división política

EE. UU. : Comisión del 6 de enero inicia audiencias en medio de división política

Los agentes del orden que defendieron el Capitolio de Estados Unidos el 6 de enero de 2021 serán los primeros en testificar en las audiencias que comienzan este martes en una comisión de la Cámara de Representantes encargada de investigar el asalto.

La existencia de la comisión y sus integrantes está ampliando la división política entre demócratas y republicanos.

Los demócratas propusieron originalmente una comisión independiente basada en el éxito que tuvo una entidad similar que investigó los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 en Washington y Nueva York.

"La comisión iba a ser un cuerpo con mucho mayor peso”, dijo el científico político Norm Ornstein, del American Enterprise Institute.

Un grupo de demócratas y republicanos de la Cámara Baja presentaron un plan para una comisión independiente. Había acuerdos en muchas de las propuestas republicanas: un número igual de demócratas y republicanos en la comisión y un plazo hasta fines del año para un reporte final.

A mediados de mayo, la iniciativa fue aprobada en la cámara por un margen de 252-175, con 35 republicanos que votaron a favor.

Como una comisión tiene que ser aprobada por ambas cámaras del Congreso y firmada como ley por el presidente, tendría más poderes para conducir la investigación.

"(Una comisión) habría sido más capaz en términos de conseguir testigos y la información importante. Hubiera podido, por ejemplo, integrar al Departamento de Justicia como una comisión independiente. Así que hubiera sido preferible”, explicó Ornstein.

Sin embargo, para finales de mayo los republicanos del Senado bloquearon una votación y por ende la comisión.

A fines de junio, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, propuso ante el pleno un comité seleccionado para investigar.

"Operará básicamente como cualquier otro comité de la Cámara”, dijo Ornstein. "Tendrán autoridad para citar… y eso significa que tendrán la capacidad, al menos en teoría, de requerir u obligar a los testigos a comparecer”.

Los republicanos acusaron a los demócratas de buscar un resultado predeterminado, pero la Cámara autorizó el nuevo comité, aunque solo dos republicanos votaron por él.

Choques para la selección

Ocho de los 13 miembros del comité fueron designados por Pelosi, quien escogió a siete demócratas y a la republicana Liz Cheney, quien fue revocada de su puesto de liderazgo en el partido por su desafío a los falsos reclamos del expresidente Donald Trump de que le robaron la elección de 2020.

"Algunos de los otros republicanos que se habían expresado de forma similar están bajo una enorme presión de su propio partido para no participar. Se necesita un gran coraje, como ha mostrado Liz Cheney, para ir en contra de su partido y del líder del partido”.

Mientras que el líder de la minoría, el republicano Kevin McCarthy, permitió cinco seleccionados, Pelosi rechazó a dos de ellos, Jim Jordan de Ohio y Jim Banks de Indiana. Jordan ha sido un promotor de la falsa narrativa de Trump y Bank dijo que usaría su puesto en el comité para examinar las protestas por la justicia racial del verano pasado. Ambos votaron para revocar los resultados electorales en el Congreso.

"Han hecho declaraciones y tomado acciones que pienso que impactarán la integridad del trabajo del comité”, explicó Pelosi el jueves.

McCarthy replicó que “Pelosi ha creado una farsa. A no ser que cambie de curso y permita a los cinco republicanos, no participaremos”.

McCarthy pudiera ser un testigo posible en el comité para averiguar más sobre su llamada telefónica el 6 de enero a Trump, presumiblemente para implorarle que llamara a sus seguidores a abandonar el Capitolio.

"Él no quiere testificar y no quiere que otros demuestren que desafió a Trump y fue desairado”, explicó Ornstein. "Y también está la pregunta de si (el Congreso) puede mantener a sus propios miembros, incluso al líder de un partido, en desacato”.

Pelosi designó el lunes a un segundo republicano, Adam Kinzinger, para el panel. Él y Cheney fueron los únicos republicanos que votaron con los demócratas para crear el comité. McCarthy los ha llamado “los republicanos de Pelosi”. VOA (Foto: Pixabay) Informe21/LJ