Fallas del servicio de agua aumentó la compra del líquido

Por fallas en el servicio de agua registradas en comunidades de la entidad, recargar las cisternas en el llenadero de la Redoma de Guaparo, en Valencia, se ha convertido en una odisea para cientos de trabajadores, quienes deben mantenerse más de tres horas en cola debido al aumento de la demanda.

Trabajadores manifestaron que la demanda en la compra de agua de cisterna ha aumentado desde hace varias semanas por la ausencia del líquido en numerosas comunidades. Los choferes de los camiones comienza a hacer la cola desde las 5 am.

Cleiber Hernández, encargado de la Cooperativa Cisternas H2O Cristalina de Carabobo, en el llenadero que está ubicado en la cercanías de la redoma de Guaparo, detalló que la fila también se ha incrementado por fallas en la distribución del agua en algunos establecimientos de carga, incluyendo el que está en los alrededores del Big Low Center, lo que origina que muchos camiones se trasladen a la redoma para poder laborar.

En el de la redoma de Guaparo se atienden diariamente más de 40 camiones. Se debe cancelar entre 60 y 100 bolívares por llenar un cisterna de agua.

Los trabajadores aclararon que el precio de cada carga de cisterna oscila entre los mil 200 y dos mil bolívares, dependiendo de la zona a donde se va a llevar el vital líquido. Indicaron que lo que se cobra es el flete, por lo que rechazaron que algunas personas cobren por el servicio más de tres mil bolívares.

Las instalaciones del llenadero son de la Compañía Hidrológica del Centro (Hidrocentro) y bajo comodato lo administra la Cooperativa Cisternas H2O Cristalina de Carabobo, sin embargo, aparentemente el Ministerio del Ambiente comenzó a negociarlas.

Los llenaderos no se dan abasto para atender la demanda. A tempranas horas del día se quedan sin agua, el de la redoma de Guaparo, como es un pozo, tiene la capacidad de cubrir un mayor número de cisternas.

Para Hernández la solución es abrir más llenaderos de agua para distribuir eficazmente el líquido, en menor tiempo y prestar un mejor servicio. En Carabobo existente solo cinco y no se dan abasto.

Debido a la cantidad de camiones que llegan a cargar agua, los distribuidores solo logran llenar tres o cuatro camiones al día, en la misma cantidad de viajes. “Mientras más rápido es el llenado, mejor es el servicio que se puede prestar”.

Fuente: El Carabobeño

AJV

Categoria: