Italia estudia posibles "espacios financieros" para reducir el déficit

Italia estudia posibles "espacios financieros" para reducir el déficit

El ministro de Economía italiano, Giovanni Tría, explicó hoy que se está estudiando el coste de las medidas fundamentales anunciadas en los Presupuestos para 2019 para buscar posibles "espacios financieros" con vistas a rebajar la previsión de déficit del 2,4 % del PIB, como ha pedido la Comisión Europea (CE).

"Estamos estudiando minuciosamente, mientras avanzamos estudiando las medidas fundamentales, sus costes efectivos y los posibles espacios financieros para mejorar el equilibrio entre el crecimiento y la necesidad de consolidar las cuentas públicas", explicó Tría en el Senado.

Añadió que, "en esta dirección, el diálogo con la UE puede encontrar nuevos espacios".

Tría compareció hoy en el Senado para explicar la respuesta del Gobierno italiano tras el rechazo por parte de la Comisión Europea del borrador de presupuestos para 2019 y la propuesta de Bruselas de abrir un procedimiento de déficit excesivo a Italia por su elevada deuda pública.

Las cuentas italianas para el próximo año prevén un déficit del 2,4 % del producto interior bruto (PIB) y una deuda del 130 %, unas cifras que reflejan un aumento del gasto público y que, según Roma, favorecerán un crecimiento del 1,5 %.

Tría también afirmó que "la perspectiva de un procedimiento de infracción por déficit excesivo pone al Gobierno y al Parlamento ante la necesidad de tomar decisiones de fuerte responsabilidad nacional", dijo el ministro de Economía, durante una sesión informativa en el Senado.
Defendió que, "después de la crisis de 2008, Italia está muy lejos del PIB y de las tasas de desempleo de hace diez años y ha aumentado de manera insoportable la pobreza y no se ha producido la reducción de la deuda ni el equilibrio presupuestario".

"Queremos aclarar a nuestros interlocutores en Europa que nuestro objetivo es afrontar los problemas concretos y no enfrentarnos a Europa u organizar la salida del euro", añadió.

Según algunos medios italianos, Italia está estudiando cómo llegar a un descenso del déficit del 2,4 % a un 2-2,1 % para no sufrir sanciones.

El vicepresidente de la Comisión Europea, Valdis Dombrovskis, consideró no obstante que, para evitar posibles sanciones, a Italia le sirve "una corrección consistente" y no un bajada del 0,2 % del déficit respecto al previsto del 2,4 % del PIB, en una entrevista en el diario "La Stampa".

EFE / RA

Categoria: