Mujeres de EEUU pueden ser clave en elecciones legislativas

Mujeres de EEUU  pueden ser clave en elecciones legislativas

Movilizadas en contra o a favor de Donald Trump, impulsadas por el movimiento #MeToo o indignadas por la llegada a la Corte Suprema de Brett Kavanaugh, las mujeres van a ser clave en las legislativas de Estados Unidos, como electoras y también como candidatas.

"Hace tres años yo era simplemente una votante, ahora soy una votante que también organiza llamados para ir a votar" y que participa en campañas puerta a puerta para las elecciones del 6 de noviembre, contó a la AFP Barbra Bearden, una demócrata de 37 años.

"Yo no había hecho ninguna de estas cosas antes de Trump", confesó esta consultora especialista en desarrollo que decidió organizar una campaña telefónica desde su casa en Washington para alentar a mujeres en todo Estados Unidos a ir a votar.

La iniciativa "Call Your Sister" (Llama a tu hermana) fue lanzada por los organizadores de la Marcha por las Mujeres, que sacó a más de un millón de personas a la calle después de que Trump asumió la presidencia en enero de 2017.

Estas elecciones, las primeras desde la llegada del multimillonario a la Casa Blanca, son "verdaderamente cruciales", dijo Bearden.

En estos comicios, los estadounidenses van a elegir a los 435 miembros de la Cámara de Representantes y a cerca de un tercio de los 100 miembros del Senado.

Ese día está en juego casi todo el equilibrio de poder en Washington y los demócratas apuestan a recuperar la mayoría para poder ejercer desde el Congreso un freno a la agenda política del presidente republicano.

Pero un vuelco de esta magnitud es imposible sin las mujeres.

"El voto femenino es más fluido, es más proclive a fluctuar entre los dos partidos", explicó Steven Schier, cientista político del Carleton College de Minnesota, en el norte del país.

Un récord de candidatas mujeres

En esta elección, los votantes tienen una gran variedad de candidatas. Científicas, veteranas de guerra, abogadas, empresarias y amas de casa. Un récord de mujeres se presentan a los comicios: 198 demócratas y 59 republicanas.

Actualmente las mujeres tienen un 20% de los escaños del Congreso.

En las papeletas, las minorías también están representadas. Varias de estas son figuras carismáticas que han tenido repercusión nacional, como la demócrata Alexandria Ocasio-Cortez, que a sus 29 años venció a un veterano político con sus propuestas más a la izquierda que la línea tradicional de su formación.

Por el momento, el entusiasmo del electorado femenino beneficia a los demócratas.

Votos muy codiciados

Alisha Johnson y Nicole Archambeau no se conocen, pero ambas viven en el distrito de St. Paul en Minnesota, un bastión clave de los republicanos donde el aspirante demócrata lucha codo a codo en esta elección.

Ambas participan en los actos escolares de sus hijos en el barrio de Mendota Heights y constituyen un perfil sociológico muy codiciado: las madres de los suburbios.

Este segmento está compuesto mayoritariamente por mujeres blancas, con estudios y de clase media. Aunque en los últimos años solían votar republicano, hay indicios de que esta colectividad está abandonando ese partido y alejándose de Trump, lo que hace que peligren muchos de sus escaños.

Pero Johnson, una ejecutiva de una cooperativa de crédito de 52 años, que se identifica como republicana, afirmó que seguirá votando a este partido.

Trump habló de "cambio", explicó Johnson. "Yo he visto un impacto positivo", en la economía y en la educación, agregó, matizando que sin embargo no siempre está de acuerdo con lo que dice.

Archambeau, una profesora de 48 años, madre de cuatro hijos, está en cambio determinada a votar por los demócratas.

"Con Trump no se trata sólo de diferencias en nuestras posturas políticas pero más bien a nivel moral", explicó esta mujer que resumió su postura diciendo que él "no es un buen ejemplo".

Mucha energía

Los candidatos demócratas al Congreso gozan de siete puntos de ventaja sobre sus competidores republicanos, según una encuesta recopilada por el portal RealClearPolitics.

La indignación que provocó la confirmación de Brett Kavanaugh como juez de la Corte Suprema, acusado de agresión sexual en un caso que incluyó una estremecedora audiencia en el Congreso de la mujer que lo denunció, podría jugar un rol importante en estas elecciones.

Pero las votantes republicanas que apoyan el nombramiento para un cargo que puede ser clave en temas como el aborto, también pueden verse motivadas por el caso.

La senadora demócrata Mazie Hirono espera un cambio.

"Mi esperanza es que las mujeres en este país van a seguir movilizadas", dijo a la AFP Hirono, que es la primera senadora que representa a Hawái.

"Hay mucha energía, mucho entusiasmo", agregó la senadora por Michigan Debbie Stabenow. "Las mujeres están cansadas de la división", agregó. AFP / RA

Categoria: