Skip to main content
Murió Argenis Martínez, vicepresidente editorial de El Nacional

Murió Argenis Martínez, vicepresidente editorial de El Nacional

El periodista Argenis Martínez, vicepresidente editorial de la C.A Editora El Nacional, murió este martes en París a los 78 años de edad. Había sido diagnosticado con cáncer de páncreas. Lo acompañaba su esposa Mariana Otero.

Martínez, nacido el 2 de noviembre de 1943, hizo importantes aportes al periodismo venezolano desde joven. Inició el movimiento Renovación de la Escuela de Periodismo de la Universidad Central de Venezuela, de la que era egresado. Participó en la resistencia urbana y estuvo en la clandestinidad.

El Nacional llegó en 1980 luego, confesó en una entrevista, de una larga batalla con el periodismo. «Quería tener la libertad de escribir lo que quisiera y no encasillarme en una redacción. Para ese entonces trabajaba en la revista Escenas, dedicada al teatro y a la danza y que dirigía Pablo Antillano, quien después sería jefe del Cuerpo C. Me llamaron para hacerle unas vacaciones a Nabor Zambrano, jefe de las páginas de arte y después el director Ramón J. Velásquez me convirtió en reportero especial», dijo Martínez hace cuatro años, cuando fue distinguido con el Premio Henrique Otero Vizcarrondo, que reconoce al periodista de más trayectoria en El Nacional.

Era conocido por su agudeza, inteligencia y sentido del humor. Contribuyó, durante más de cuatro décadas, en la formación de varias generaciones de periodistas que pasaron por El Nacional. Las rutinas de Martínez como vicepresidente editorial pasaban por estar atento a los detalles de cada edición del diario a firmar cheques, reunirse con figuras nacionales e internacionales, hablar con delegados sindicales y escribir el editorial y la mancheta.

Fue determinante en su vida profesional su relación con Miguel Otero Silva, a quien siempre llamó capitán. "Cuando MOS llegaba de sus viajes a Europa, traía ideas nuevas para aplicar en el periódico. Con él y Víctor Suárez, un visionario de las comunicaciones, logramos implementar las computadoras VDT, que revolucionaron la forma de hacer el diarismo", recordó Martínez.

Desde 2015 estuvo entre las 15 personas demandadas en el periódico por el primer vicepresidente del PSUV, Diosdado Cabello, proceso que terminó con la expropiación, con armas y uniformes militares, del edificio del diario ubicado en Los Cortijos, una acción que ha sido condenada internacionalmente por las más respetadas figuras e instituciones del periodismo.

Martínez consideraba que el periodismo de "redacción, de la fuente, de la sala de trabajo, del día a día, de los eventos públicos, de lo que está pasando, se acabó en Venezuela".

«Hoy tenemos un periodismo atomizado, fraccionado, donde cada periodista está adscrito a una pequeña red. Con eso se ha perdido el encanto y la fuerza de la gran redacción, del periodista persiguiendo la noticia, que pertenece al gran medio y es arropado por él, preocupado por llevar la información completa», explicaba.

Sin embargo, debido a la crisis, destacaba que hoy día hay en el país una "guerrilla periodística muy heroica, de mucha calidad, que se mueve sobre objetivos y que dinamita las redes sociales".

Martínez, preocupado por la situación de los medios venezolanos, señalaba la necesidad de que los periodistas buscaran formas de organizarse. Advertía: "Este gobierno le tiene miedo a la palabra, temor a la información, y eso no va a cambiar. En cualquier momento te pueden tocar la puerta".

YS (Foto: Twitter)