Skip to main content
¿Por qué la nariz de los perros es húmeda?

¿Por qué la nariz de los perros es húmeda?

Una característica común de todos los perros son sus narices húmedas; un rasgo que genera curiosidad y que nos hace preguntarnos a qué se debe el que estén siempre mojadas, dice Culturizando.

 

La nariz de los perros según la Biblia

 

Algunos creen que su nariz húmeda o fría es sinónimo de buena salud y que una nariz seca y tibia significa enfermedad. El doctor Stanley Coren, autor del libro What Dogs Know, relaciona esta característica canina con una historia bíblica, que va del siguiente modo:

 

Durante su construcción, Noé usó perros para patrullar el arca y mantener a los demás animales a salvo. Un día, mientras husmeaban, los canes descubrieron un agujero del tamaño de una moneda en el arca. Para evitar peligros, uno de los perros tapó rápidamente la fuga con la nariz mientras que otro corrió en busca de ayuda.

 

Finalmente Noé parchó el agujero a tiempo, y todos los animales se salvaron. Dios entonces otorgó al perro una nariz fría y húmeda como recompensa por su pensamiento rápido.

 

La nariz de los perros según la ciencia

 

Según la doctora Brittany King, certificada por el Consejo de Veterinarios de Texas, Estados Unidos, los perros segregan una fina capa de mucosa, la cual los ayuda a absorber los productos químicos de los olores y llevarlos hasta su cerebro.

 

La nariz húmeda de los perros también es una herramienta que les sirve a los caninos para regular la temperatura de su cuerpo. Al no tener glándulas sudoríparas como los humanos, los canes se ven en la necesidad de refrescar su temperatura corporal mediante otros mecanismos.

 

Otra razón porque los perros tienen la nariz húmeda es porque se lamen seguido la nariz, para probar las sustancias que se les han pegado y así poder llevarlas al paladar, importante órgano olfativo.

 

Estar precavido, pero sin angustiarse

 

No te alarmes si la nariz de tu perro no siempre está húmeda porque hay razas como los bulldogs o los pug, que debido a sus hocicos chatos se les dificulta lamerse la nariz y por eso suelen ser más secas que las del resto. IR/EA/Foto:Pixabay