Skip to main content
Posible caso de síndrome de La Habana retrasó el vuelo de Kamala Harris

Posible caso de síndrome de La Habana retrasó el vuelo de Kamala Harris

Funcionarios estadounidenses están investigando dos posibles casos del llamado Síndrome de La Habana en la embajada de Estados Unidos en Vietnam, los cuales provocaron un retraso en la llegada a ese país desde Singapur de la vicepresidente Kamala Harris, quien se encuentra de gira por los países de esa región.

Funcionarios de la embajada en Hanoi inicialmente retrasaron durante varias horas la llegada de Harris, pero luego consideraron seguro que hiciera la visita programada a Vietnam. 

El Síndrome de La Habana es el nombre que se le ha dado a una serie de misteriosos padecimientos reportados por diplomáticos estadounidenses en la capital cubana en el 2016. Los dos casos investigados no son de ninguno de los miembros de la delegación de Harris.

“Se hizo una evaluación de la seguridad de la vicepresidenta y se tomó la decisión de que ella podría continuar viajando junto con su personal”, dijo la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, según la agencia Associated Press.

Los afectados por el Síndrome de La Habana se han quejado de sonidos fuertes y penetrantes, y de sentir una intensa presión en el rostro. A veces se han reportado dolores, náuseas y mareos. Casos similares se han reportado en las embajada de Alemania, Austria, Rusia y China.

Las teorías sobre las posibles causas de los padecimientos han incluido microondas dirigidos o ataques sónicos, los cuales podrían ser pare de esfuerzos de espionaje o piratería.

Un caso que ocasiono alarma ocurrió en Washington en noviembre pasado, cuando un funcionario que labora cerca de la Casa Blanca reportó sentir mareos. Los funcionarios de la administración han especulado que Rusia podría estar involucrada, una sugerencia que Moscú ha negado, reseña la Voa 

El gobierno se enfrenta a una nueva presión para resolver el misterio, ya que el número de casos reportados de posible ataque ha aumentado drásticamente. Desde el inicio de la Administración Biden se han registrado unos 20 casos. Pero los científicos y los funcionarios del gobierno aún no están seguros de quién podría haber estado detrás de los ataques, si los síntomas podrían haber sido causados ​​inadvertidamente por el equipo de vigilancia, o si los incidentes fueron en realidad ataques. VOA  YS (Foto: VOA)