Putin y Erdogan tratarán el lunes sobre Siria, sistemas de misiles y energía

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, se reunirá el lunes con su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, para abordar el conflicto en Siria, el polémico suministro de los sistemas de misiles antiaéreo S-400 y asuntos energéticos, informó hoy el Kremlin.

Erdogan viajará a Moscú para participar en el octavo consejo de alto nivel entre Rusia y Turquía, que incluirá una reunión bilateral entre los dos líderes y la firma de varios acuerdos.

El asesor de Putin, Yuri Ushakov, precisó que los asuntos que tratarán ambos incluye el conflicto en Siria en el contexto de la retirada parcial de las tropas estadounidenses, así como el memorando ruso-turco para estabilizar la situación en Idlib en septiembre de 2018, que incluía la creación de una zona desmilitarizada.

Putin y Erdogan igualmente abordarán la creación del comité constitucional en Siria, que debe encargarse de redactar una nueva Constitución en el país árabe, y que aún no se ha podido establecer.

Rusia e Irán son los principales valedores del régimen de Bachar al Asad, y Turquía respalda algunos grupos de la oposición armada y tiene vastos intereses en el noreste de Siria.

Ankara y Washington negocian la posibilidad de establecer una "zona segura" en la frontera entre Turquía y Siria para evitar conflictos con los kurdos una vez EEUU abandone la zona.

A su vez, ambos mandatarios tratarán el suministro por parte de Rusia del sistema de misiles antiaéreos S-400 a Turquía, que lo instalará a partir de otoño próximo tras invertir más de 2.500 millones de dólares en su compra, según la prensa turca.

El Gobierno estadounidense ha presionado a Erdogan para revertir la decisión porque rechaza que un miembro de la OTAN adquiera un sistema armamentístico de Rusia, pero el secretario general de la Alianza Atlántica, Jens Stoltenberg, ha reconocido que cada país tiene derecho a tomar estas decisiones.

Asimismo, Putin y Erdogan hablarán de la construcción del gasoducto Turk Stream, que llevará gas ruso por el mar Negro a Turquía y a varios países europeos, así como de la central nuclear en Akkuyu, en la costa mediterránea, que se espera entre en funcionamiento en 2023.

Tras las reuniones, los dos líderes mantendrán un encuentro con los empresarios de los dos países y participarán en la ceremonia de apertura del Año de la Cultura y el Turismo de Rusia y Turquía en el Teatro Bolshói, que presentará la opera turca Troy.

EFE / MV

Categoria: