Se activa comisión de la GNB ante clientes alborotados por azúcar

Se activa comisión de la GNB ante clientes alborotados por azúcar

Con peinilla en mano efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) neutralizaron a los más de mil compradores que la mañana de este jueves se apostaron en las afueras de un supermercado en la avenida Víctor Baptista de la capital mirandina, donde llegó un camión con azúcar a precio regulado.

“La gente está a la expectativa, hay personas que se quedan todo el día en las afueras de las escaleras cazando que llegue cualquier producto con precio fijado; pero cuando llega el azúcar se vive tensión porque vienen muchos bachaqueros para llevarla por Bs. 26,50 para luego revenderla en el Mercado Municipal de El Paso en Bs. 400”, explicó una trabajadora que solicitó el anonimato.

–La gente rápidamente se conecta a través de sus celulares y la cola crece de manera desproporcionada, caldeándose los ánimos entre quienes llegan de último porque se desesperan creyendo que no va a alcanzar para todos. Es un estrés cada vez que llega este producto, de hecho, nos vemos obligados a bajar la santamaría para ir despachando por grupos.

La situación hace que el comercio se dedique exclusivamente a vender ese producto. “La ganancia es mínima y los niveles de angustia máximos, porque no se sabe cuándo esa turba enardecida pueda salirse de control y saquear o generar daños a la infraestructura por los cuales nadie responderá”, se quejó otro trabajador que pidió resguardar su identidad.

Sin embargo, con la presencia de los efectivos de verde la situación terminó por desarrollarse con normalidad. Al respecto, clientes consultados señalaron que “parecerá de ganado, pero es mejor que enumeren a la gente y vendan en función a la cantidad que llegue de mercancía para evitar que muchas personas hagan la cola y cuando entren ya no tengan nada que comprar; eso sí es frustrante y puede detonar hechos violentos”, dijo Karina Vázquez, quien se bajó del autobús en dirección a El Paso para sumarse a la fila.

Otras personas señalaron que las riñas acabarán en las colas cuando los comerciantes le pongan mano dura a los revendedores, quienes suelen ser los primeros en surtirse.

Fuente: La Región

YR

Categoria: