Un paseo por las entrañas de la Catedral del toreo (Fotos)

Un ágil movimiento durante la ejecución de una verónica hace que el toro agache la cabeza y los cuernos pasen a escasos centímetros del torero. El público aguanta la respiración por unos segundos y explota en aplausos. El animal gira sobre sí y busca de nuevo su objetivo: un capote rojo que danza con elegancia y destreza evitando sus más férreos ataques. Toma un poco de aliento y se lanza en una embestida que termina con otra dosis de aplausos. La precisión del torero, demostrada a lo largo de la corrida, le permite salir en hombros por la puerta grande, mientras que sueña con repetir esta hazaña en Las Ventas, la Catedral del toreo en Madrid.

Image

Image

Para todo torero, Las Ventas representa la cumbre de su trayectoria profesional, teniendo la oportunidad de demostrar sus habilidades en el ruedo más curtido del mundo y donde aún se recuerdan las impresionantes actuaciones de figuras emblemáticas como Juan Belmonte, Luis Miguel Dominguín y Francisco Ruiz Miguel.

A pesar del paso de los años, Las Ventas sigue siendo una plaza llena de vida y actividades culturales, unos espacios idóneos para visitar en Madrid y más si se cuenta con la compañía de José Luis Diez, jefe de Prensa de Las Ventas, y Williams Cárdenas, presidente de la Asociación Internacional de Tauromaquia, quienes han explicado la importancia e historia de los siguientes espacios:

Puerta grande
Es uno de los espacios más emblemáticos de Las Ventas. Para los visitantes, una fotografía obligatoria y, para los toreros, un sueño. La primera vez que se abrió fue el 17 de junio de 1931, cuando se celebró la “Gran corrida de inauguración”. Un evento que recolectó fondos para “remediar la crisis motivada por el paro obrero” y donde participaron figuras como Fermín Espinoza Armillita Chico, Diego Mazquiarán Fortuna y Manuel Mejías Bienvenida.

Image

Image

De aquella primera corrida, aún queda plasmado en azulejos el cartel inaugural, decorando el lado derecho de la Puerta grande, mientras que, al lado opuesto, quedan inmortalizados los nombres de todos los toreros que han logrado salir a hombros. En total, 151 matadores han pasado a la historia por haber triunfado en la Catedral del toreo. Asimismo, hay unas placas honoríficas a grandes figuras como las otorgadas por la Diputación Provincial de Madrid a Antonio Bienvenida (como recuerdo y homenaje del primer aniversario del fallecimiento) y a Manuel Rodríguez Manolete (por ser una excelsa figura de la tauromaquia y en memoria por el cincuentenario de su nacimiento y veinte aniversario de su muerte).

Image

Tendidos de las galerías
Una vez pasada la Puerta grande, los visitantes se encuentran en los tendidos de las galerías de Las Ventas. Un largo pasillo decorado con los azulejos conmemorativos a figuras de la tauromaquia que son solicitados por la Comunidad de Madrid o por fundaciones o grupos afines al espectáculo. Además, se cuenta con vitrinas decoradas con fotografías de las obras expuestas en el museo de la plaza o con la historia de sus más grandes representantes.

Image

Este largo pasaje cuenta con algunos bares donde se celebran los coloquios taurinos más informales entre los seguidores de esta práctica, además de ser un espacio de encuentro y de intercambio de opiniones sobre las nuevas tendencias o novedades del sector.

Image

A través de los tendidos de las galerías también se puede acceder a las tres salas de actividades culturales.

Salas culturales
Son espacios dotados y previstos para difundir y analizar la cultura taurina. Durante o fuera de la temporada, las salas son utilizadas para la realización de exposiciones, presentaciones de libros, homenajes, charlas y reuniones. Esta es una de las grandes innovaciones que está presente en Las Ventas, ya que utiliza con fines culturales espacios que, habitualmente, son destinados a bodegas o almacenes.

Image

Incluso, se ha decido ir un paso más allá a través de la apertura de una biblioteca taurina.

Biblioteca
Aunque aún no está abierta al público, Las Ventas está en el proceso de documentación y categorización de su propia biblioteca taurina. Un lugar que recopilará obras históricas, libros presentados en esta plaza, documentos y otras piezas divulgativas relacionadas con el espectáculo de los toros.

Image

Image

La sala, que se convertirá en una iniciativa sin precedentes, llevará el nombre del autor José María de Cossío, reconocido por ser uno de los miembros de la Real Academia Española y por haber redactado una completa enciclopedia titulada Los toros.

El Museo
Con el objetivo de mostrar el carácter cultural de la tauromaquia, Las Ventas cuenta con su propio museo. Inaugurado el 15 de mayo de 1951 por la Diputación de Madrid, alberga un gran número de obras a través de donaciones, depósitos y cesiones tanto de toreros como de los propios aficionados. Un espacio que, a pesar de haber sido reformado y ampliado en dos ocasiones (1968 y 1991), ha vuelto a quedarse pequeño y se encuentra en obras para sumar su nueva expansión.

Image

En el interior del museo, los visitantes podrán encontrar numerosas pinturas, esculturas, grabados, documentos, carteles, objetos y vestidos de torear. Algunos de ellos, piezas clave en la historia taurina, como son el traje con el que murió Manolete o José Cubero Yiyo. En las vitrinas están, asimismo, los trajes de mujeres que también se enfrentaron a la muerte en el ruedo, específicamente los de Juanita de la Cruz y Maribel Atiénzar.

Image

En la parte alta de la última sala del museo, están las cabezas de algunos de los toros más recordados, como puede la de Burlero (quien mató a Yiyo con una cornada fulminante en el corazón en 1982) o la del primer toro proveniente de América (México).

En cuanto a la pintura, se cuenta con destacadas obras de Ignacio Zuloaga y Martínez de León, así como réplicas de las obras taurinas de Goya, que se encuentran en una sala en la que se expone un vídeo explicativo de cómo se funden las corridas de toros en las artes plásticas. “Es un material espectacular que deberían ver todos aquellos antitaurinos para ser conscientes del valor artístico y cultural de los toros”, explica José Luis Diez, jefe de Prensa de Las Ventas.

Image

Otros espacios:

Puerta de arrastre
Es el área por el que “arrastran” a los toros una vez que reciben la última estocada. A través de esta puerta, se llevan los cuerpos hasta el desolladero, donde son tratados para convertir su carne en diversos productos alimenticios.

Capilla
Espacio de culto destinado únicamente a los toreros o a los miembros de su cuadrilla. La visita de turistas o periodistas está vetada, sólo conociendo que, en su interior, se encuentra la imagen de la Virgen de la Paloma.

Image

Palco real
Área reservada para la visita y disfrute de la Casa Real Española a eventos de Las Ventas. Por motivos de seguridad, se trata de un espacio privado al que sólo pueden acceder los miembros de la Familia Real o quienes acudan en su compañía o con su autorización (que no suele ser otorgada).

Image

Sala Toreros
Pequeño salón en el que se alojan los toreros o algunos miembros de su cuadrilla que, antes de su presentación, desean evitar estar en contacto con los medios de comunicación o con el público.

Datos curiosos

Pruebas con animales
A pesar de que la construcción de Las Ventas terminó en 1929, no fue hasta 1931 que se realizó la inauguración. ¿El motivo?, la plaza se había construido junto al arroyo Abroñigal, lo que generaba humedades y desplazamientos de la arena, por lo que fue necesario realizar varias pruebas con animales durante dichos años y, posteriormente, acondicionar el terreno para su correcto funcionamiento.

De los toros a las verduras
Durante los años de la Guerra Civil Española, el bando republicano utilizó la plaza de toros como huerto, empleando su superficie como campo de cultivo de vegetales y verduras. Lo que le convirtió en un punto estratégico en la lucha por el control de la capital.

Cárceles subterráneas
Las obras posteriores al conflicto bélico demostraron que, debajo de la plaza de toros, se habían realizado un conjunto de túneles que servían como cárceles para los enemigos de los republicanos. Actualmente, estos espacios son utilizados por el Metro de Madrid.

Las Ventas no era la primera
Contrario a lo que se pudiera pensar, Las Ventas no fue la primera plaza de toros de Madrid y, al momento de su inauguración, ya había existido una cerca de la emblemática Puerta de Alcalá (primera realizada en piedra), así como otra en donde actualmente está el Palacio de los Deportes.

Cornadas fatales
En su larga trayectoria, Las Ventas sólo ha visto padecer un total de cinco personas. Desde un novillero en 1939, hasta a un carpintero en los años 60 que sufrió una cornada cuando el toro saltó la valla. Asimismo, sufrieron un cruel destino el torero Pascual Márquez a quien le arrancaron el corazón en 1941, el Coni y El Campeño (1988), reconocido por formar parte de la cuadrilla de Joselito.

Una muñeca de amuleto
La torera Maribel Atiénzar solía llevar consigo una muñeca de plástico como amuleto para la buena suerte. Se cuenta que, en una ocasión, dejó en Venezuela su talismán por lo que se negó a torear hasta que una persona de su equipo fuera hasta el país latinoamericano a recuperarla. Una vez de vuelta en sus brazos, Atiénzar contó con la fuerza para salir de nuevo al ruedo.

Image

Image
Williams Cárdenas y José A. Puglisi

@JosePuglisi e @IrisPerez_ para Informe21