Para formar parte de la información

Henry Ramos Allup's blog

Constituyente militar

Henry Ramos Allup's picture

No había terminado el disparatero de Nicolás Maduro de descomponer y caldear el país con su propuesta de asamblea nacional constituyente violatoria de la Constitución, en la que sin consulta popular propuso y dispuso hacerla con un censo electoral no universal y directo sino sectorial y secundario restringido a sus propios adláteres, un evento de él con él (ya calada en el imaginario con el merecido remoquete de ‟prostituyenteˮ), cuando en otro alarde de insensatez nos anuncia una ‟constituyente militarˮ.

Demasiado asustados. Demasiado peligrosos

Henry Ramos Allup's picture

Cuidado si con el firmazo no se nos pasó la mano por la sobredosis de culillo que sin proponérnoslo le inoculamos al régimen. Apenas ocho horas de un día fueron suficientes para recoger no las 190 mil firmas exigidas atrabiliariamente por el CNE en el primero de los obstáculos colocados para hacernos imposible el ejercicio del derecho constitucional de revocar el régimen más corrupto e ineficiente de nuestra historia, sino una cifra cercana al millón.

El demandante Cabello

Henry Ramos Allup's picture

La demanda recientemente introducida por el diputado Diosdado Cabello contra algunos de los directivos de “El Nacional”, “Tal Cual” y “La Patilla” -raramente no todos- por los presuntos delitos de difamación e injuria, vuelve a poner en el tapete los sempiternos temas de la libertad de información versus el derecho de las personas a su honra, reputación e intimidad, sean o no funcionarios públicos, y al de no ser condenado sin ser oído en juicio justo con defensa cabal.