¿Es posible predecir y prevenir lo que viene?

Rubén D. Lopera's picture

Algunas situaciones de la naturaleza son casi imposibles de predecir y prevenir, pero situaciones de problemas en la salud, como ciertas enfermedades físicas o de la esfera mental es posible predecir y prevenir de alguna manera, si no totalmente, parcialmente.

Me voy a referir específicamente a enfermedades de la mente, basándome en informaciones obtenidas y corroboradas recientes en la esfera de la neurobiología, neurociencia, genética , psiquiatría, de información reciente y sobre todo en relación a depresión, ansiedad, esquizofrenia, trastornos bipolares, demencias , entre otros. Esta información es obtenida de actualizaciones on-line en curso de extensión a distancia desde la ciudad de Buenos Aires y medicina basadas en estudios multicéntricos básicamente, y dada por profesores especializados en psiquiatría.

Lo que me voy a referir a mis lectores es para que multipliquen la información en el grado de sus posibilidades a sus amigos o conocidos, tomando en cuenta que generalmente cuando obtengo un conocimiento es para difundir lo aprendido para el bien de muchos y en esto involucro al país donde me encuentre. Venezuela es un país que se puede predecir y prevenir en algo lo que viene o mejor decir lo que ya está sucediendo en materia de salud.

No voy a involucrar inicialmente los problemas del neurodesarrollo, aunque lo que voy a escribir tendrá mucho que ver con ese tema, donde la nutrición materna, los problemas ambientales, epidemiológicos, socioculturales y económicos pueden ser la base u origen de muchos males futuros a corto y mediano plazo en el área mental y bien saben los psiquiatras lo cierto que esto puede ser, sobre todo en los niños, la gente joven y en su crecimiento, desarrollo cognitivo y físico.

Haciendo un resumen muy breve de lo aprendido, empezaría por los estados de ansiedad, depresión llegando al suicidio en algunos casos. La crisis e incertidumbre en Venezuela están desencadenado angustia, miedo, temores, pero la angustia patológica es la peligrosa porque es la que a la larga traerá sus consecuencias; el mismo hecho de emigrar dejando a veces hijos con otras personas, en condiciones de pobreza, con el riesgo de abusos de todo tipo pueden estar dando las raíces de futuras depresiones a la larga en esos jóvenes o niños; en el conocimiento obtenido se hace mucho hincapié en estos antecedentes traumáticos previos en la niñez y adolescencia sobre todo en depresiones que a veces y no siempre responden a tratamientos de lo antidepresivos más comunes y que no se consiguen fácilmente por la crisis de la falta de medicamentos. Falta por escribir muchos detalles en estos dos problemas iniciales como son la ansiedad y la depresión. Así que ¡MOSCA¡ con la angustia patológica y la depresión en cualquiera de nosotros. Así mismo se comentó la asociación de problemas cardiovasculares, trombóticos, problemas inflamatorios crónicos y la depresión.

Otro tema informado fueron los trastornos cognitivos, específicamente los diversos tipos de demencias, entre las cuales la enfermedad de Alzheimer fue una de las más comentadas en los foros. La relación de este tipo de demencia con la depresión, la obesidad, los traumas encefálicos,entre otros. Se reconoce que es poco hereditaria tipo Mendeliana, un 10% aproximadamente, pero el resto si es la más frecuente por otros factores y que generalmente se observa la clínica después de lo 65 años con una evolución de 10 años con diferentes deterioros progresivos y la muerte; pero lo interesante es que se puede predecir 25 años antes pues los marcadores cognitivos, los del líquido cefalorraquídeo, tanto de la sustancia amiloide en sustancia blanca cerebral, como los Tua de la neuronas se pueden detectar con anterioridad a la fecha de inicio de la enfermad clínica y se puede intervenir con ciertas drogas que están en estudio y ciertas condiciones de la vida cotidiana pueden prevenir en algo su evolución, entre ellas los beneficios del ejercicio, la dieta sana, evitar la obesidad, tabaco, control de la tensión, alcohol, entre otros. Hay pacientes con Alzheimer asintomáticos, solo los marcadores y estudios de Tomografia de emisión de positrones, RMCfm y estudios de glucosa marcada, específicos detectan y confieran mejor el diagnóstico, pero si hay cierta esperanza de mejorar la evolución, pero mucha gente tendrá esta demencia en el futuro. Se comento relaciones que pudieran existir entre Prakinson y ciertas demencias.

Por último la genética, los factores de los entornos sociales, el ambiente y la psiquiatría juegan un papel crucial en enfermedades complejas poligénicas como la Esquizofrenia, la enfermedad bipolar, el déficit de atención e hiperactividad, el autismo y su relación con otros sistemas u órganos del cuerpo humano.

Dios, científicos, médicos y gobernantes censatos, cuiden a los ciudadanos y a sus generaciones futuras, de las condiciones multigénicas y multifactoriales que tenemos en esta encrucijada del caos y de la crisis.
Rubén D. Lopera
Neurocirujano
Mgs. Educación Superior