Se reafirma la cooperación ambiental en América del Norte

El diálogo público fue organizado por el Comité Consultivo Público Conjunto (CCPC), un panel adjunto a la CCA. El comité organizó un amplio debate acerca de los problemas locales y las acciones que pueden emprender las comunidades para aumentar su resistencia ante desafíos tales como desastres naturales, deterioro ambiental y discordia social.

Los puntos destacados del debate se presentan en un informe que cita a Oscar Contreras, de San Mateo Almomoloa (México), quien se refiere a la preocupación que tiene su comunidad por identificar los principales factores desencadenantes de daños al medio ambiente con el fin de conservar el santuario migratorio de la mariposa monarca. Dijo que la pobreza y la falta de organización social y territorial pueden influir en la degradación del medio ambiente, junto con la falta de conocimientos sobre la conservación y los impactos ambientales.

Jon Yazer representaba a un grupo de Toronto denominado Proyecto neutral que está trabajando para ayudar a vecindarios que aspiran a logar la neutralidad de emisiones de carbono.

“El proyecto consiste en realizar una evaluación comparativa de las emisiones en los vecindarios, para así aportar datos a los residentes para que puedan tomar decisiones informadas y también ofrecer talleres con líderes en el campo de la sostenibilidad”, dijo Yazer del esfuerzo por hacer llegar el problema de las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel de comunidad.

El resumen de la sesión del CCPC con los ciudadanos dice que el encuentro inculcó en los participantes la sensación de que forman parte de una comunidad de América del Norte que se esfuerza por superar los desafíos comunes.

La CCA escuchó informes sobre proyectos comunitarios de mejora del medioambiente, entre estos una iniciativa de salud ambiental dirigida a proteger a los niños de las enfermedades transmitidas por el agua en México, y un proyecto de sustitución de estufas de leña para mejorar la calidad del aire interior para las poblaciones indígenas de Alaska.
A raíz de la reciente Conferencia Río+20 de las Naciones Unidas sobre Desarrollo Sostenible, la CCA examinó maneras de promover economías más ecológicas. Dicha comisión encomendó a su personal a que estudien proyectos como uno que se enfoca en eliminar los residuos electrónicos así como iniciativas trilaterales de energía limpia.

El Secretariado de la CCA está elaborando un informe regional sobre el reciclaje de las baterías de plomo ácido usadas, como las que se utilizan en los automóviles y los camiones. Puesto que, según la CEC, estas baterías son el producto de consumo más reciclado de América del Norte, los documentos de dicho organismo sobre este proyecto explican que las baterías tienen materiales que pueden ser de valor en el reciclaje, pero también presentan importantes riesgos ambientales si no se realiza una buena gestión.

El ministro canadiense de Medioambiente Peter Kent, el secretario mexicano de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Juan Rafael Elvira Quesada y la administradora de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos Lisa Jackson son los principales representantes de sus gobiernos en la CCA. Los tres participaron en la reunión de Nueva Orleáns. NP

EA