Matilde Hidalgo de Prócel: Google le dedica su doodle este 21 de noviembre

Matilde Hidalgo de Prócel: Google le dedica su doodle este 21 de noviembre

La ecuatoriana marcó la historia de los derechos de las mujeres en latinoamérica al ser pionera en ejercer una práctica clave de los estados democráticos. Enterate acá su historia.

A lo largo de sus 85 años, la ecuatoriana Matilde Hidalgo de Prócel dejó una marca en los derechos de las mujeres en la historia reciente de latinoamérica. Por eso es homenajeda por Google con un Doodle ​especialmente diseñado para recordarla.

En su país fue la primera en terminar el secundario y en doctorarse en Medicina. Pero una de las marcas esenciales es que se convirtió, tras varios años de lucha, en la primera mujer que emitió su voto en el continente. Eso sucedió en 1924, tres años antes del plebiscito de Cerro Chato en Uruguay

Matilde Hidalgo de Prócel nació el 29 de septiembre de 1889 en la ciudad ecuatoriana de Loja, tuvo una educación católica en la escuela primaria religiosa La Inmaculada, de las Madres de la Caridad. Con esta congregación comenzó también a interesarse por la medicina y el trabajo social y comunitario, algo que definió el rumbo de su vida.

La mujer que peleó por su derecho a ser doctora en Ecuador

Interesada en ejercer la medicina, Matilde Hidalgo tuvo que superar varias dificultades administrativas y morales de su época antes de ingresar a la Universidad Central de Quito.

De hecho el rector de esa institución le aconsejó matricularse en obstetricia o farmacia, ya que la medicina era sólo para hombres. Finalmente Hidalgo se fue a Cuenca, otro polo universitario en Ecuador, y no sólo fue aceptada por la Universidad de Azuay, sino que en 1919 logró graduarse con las máximas calificaciones. Así se convirtió en una las primeras doctoras latinoamericanas.

Matilde Hidalgo de Procel: pionera en ejercer el voto femenino

En 1924, Matilde Hidalgo de Procel se inscribió en el padrón para participar de las elecciones. Sin embargo, la Junta Electoral de Machala le negó ese derecho.

En ese momento, ella sacó una constitución ecuatoriana y les recitó que "para ser ciudadano ecuatoriano y poder ejercer el derecho al voto el único requisito era ser mayor de 21 años y saber leer y escribir".

Aprovechando el vacío legal de no especificar género, su solicitud fue llevaba hasta el Consejo de Estado, que, por unanimidad, decidió autorizarla a votar y, por extensión, aceptar el sufragio universal para todas las mujeres ecuatorianas. De esta forma, el 10 de mayo de 1924, Hidalgo de Procel pasó a formar parte de la historia.

Finalmente​ el 20 de febrero de 1974, Matilde Hidalgo de Procel falleció en Guayaquil.

Con información de Clarín

EB