Muere en el zoológico del Zulia el tigre “Margarito”

De acuerdo con el informe oficial emitido por las autoridades del zoológico certificados por veterinarios tras el fallecimiento del animal, Margarito presentó síntomas de incoordinación, toma excesiva de agua y pérdida de peso; una posible neuropatía congénita, como su padre Shere-Khan.

Tras una denuncia emitida a la Gobernación del Zulia se dio a conocer que los profesionales asignados para el cuidado de los animales no estaban capacitados y que bajo la protección del departamento de nutrición del parque murió el tigrito Margarito, “el cual no recibió ningún tipo de ayuda en su convalecencia ya que no hubo ningún veterinario ese fin de semana. Murió el 14 de junio del 2015”, según el comunicado.

Leonardo Núñez, presidente del Zoológico Metropolitano del Zulia, a través de un comunicado calificó la denuncia de la persona anónima como una calumnia que atenta contra “el plan de la patria” y tachó de especulación las acusaciones sobre la muerte de Margarito.

No obstante, Núñez junto con Orlando Gómez, jefe de veterinarios del zoológico, confirmó que el cachorro de tigre había fallecido hace 15 días en cuarentena. Luego de todos los estudios y sin reaccionar adecuadamente al tratamiento, falleció.

Diagnóstico

De acuerdo con el informe oficial emitido por las autoridades del zoológico certificados por veterinarios tras el fallecimiento del animal, Margarito presentó síntomas de incoordinación, toma excesiva de agua y pérdida de peso; una posible neuropatía congénita, como su padre Shere-Khan. Su condición empeoró y se degeneró, por lo que pasó al área de cuarentena, evitando así que su hermana Sol lo lastimara al jugar con él.

La dieta de los cachorros se basaba en carne de pollo con hueso, carne de vaca o de caballo. Orlando Gómez, jefe de veterinarios del zoológico, asegura que se dieron todas las condiciones para que los cachorros crecieran saludablemente desde su nacimiento. Afirmó que Margarito llegó hasta los 15 kilos y tras presentarse los síntomas bajó hasta los 10 kilos.

Realizaron radio gráficas y pruebas de sangre. Los resultados indicaron una anomalía anatómica en la cervical, localizada entre las vértebras Atlas y Axis. Realizaron exámenes más detallados pautados para el 03 de junio. En el informe consideraron la eutanasia como una medida para evitar el sufrimiento del animal ya que no respondía bien al tratamiento.

No se había confirmado su muerte, pues debían ofrecer las razones oficiales tras el estudio patológico del cachorro. Los resultados de dicho estudio siguen pendientes. La hembra actualmente pesa 18 kilos y se encuentra saludable y activa.

Fuente: La Verdad

AJV