Costa Rica niega que llegada de flota de guerra de EEUU amenace a Nicaragua

Tijerino dijo que lo que el gobierno pidió al Congreso es una renovación de un permiso semestral, que caduca a fin de este mes, que autoriza a medio centenar de buques norteamericanos a atracar en puertos costarricenses y el desembarco de sus tripulantes con fines de "recreación".

"Nadie debe sentirse alarmado", pues el pedido al Congreso "no tiene nada de extraordinario", expresó.

Sin embargo, Tijerino defendió el derecho de Costa Rica --que carece de ejército desde 1948-- a solicitar ayuda militar extranjera ante Nicaragua, a la que acusa de haber invadido la isla Calero y de haber dañado su ambiente con la construcción de un canal como parte del dragado del nicaragüense río San Juan.

"Costa Rica es un país agredido, (está) plenamente justificado si pidiera ayuda a naciones amigas", declaró.

Tijerino restó importancia a la inquietud de medios de Managua por el permiso para la llegada de buques estadounidenses a Costa Rica, afirmando que la política de San José no busca adaptarse "al gusto" del presidente nicaragüense Daniel Ortega.

"No nos interesa cómo la interprete la autorización Nicaragua", dijo.

Aunque las autoridades de Managua "se enojen, o no les guste, es problema de ellos. No ajustamos la política exterior al gusto de Ortega", agregó Tijerino, quien dirigió en octubre el despliegue policías con armas de guerra en la frontera, luego que se desatara la disputa en esa zona selvática próxima al Caribe una vez que Managua iniciara el dragado, el 18 de octubre.

Tijerino negó que la remota zona en disputa esté controlada por narcotraficantes, como lo aseguró este lunes un diario de San José.

"Tampoco existe un control (de traficantes sobre esa zona). Hay presencia de narcos, que van a ser combatidos", dijo el ministro, al desvirtuar un informe del diario La Nación que afirmó que esa región está controlada por una banda conocida como "Los Tarzanes".

Ortega se ha negado a acatar una resolución de la Organización de Estados Americanos (OEA), aprobada el 12 de noviembre, que pide que repliegue al ejército de la zona fronteriza, alegando que eso facilitaría la acción de los traficantes de drogas.

El representante de la agencia antidrogas estadounidense (DEA) en San José, Phillip Springer, afirmó este lunes que el cartel mexicano de Sinaloa está instalado y opera en Costa Rica, donde tiene "bases" y "bodegas" para almacenar drogas antes de enviarlas hacia Norteamérica.

"Ahora los (del cartel de) Sinaloa están trabajando con los ticos (costarricenses) y con los colombianos", dijo Springer a la radio ADN. "En el pasado, por muchísimos años, como toda la gente acá sabe, este país era un país de tránsito, (pero) esto ha cambiado ya", agregó. AFP

Categoria: