Expertos estadounidenses aseguran que la mayor economía del mundo sigue en el limbo

Mientras que a juicio de expertos economistas y analistas, la mayoría de los norteamericanos seguirán sin creer en la recuperación de su país, solo posible cuando baje la tasa de desempleo y halla un crecimiento económico sostenido de 3%.

Por su parte el economista Cary Leahey, miembro de la firma de investigación Decision Economics, señaló que luego de cuatro trimestres negativos consecutivos, el alivio alcanzado entre julio y septiembre puede ser la antesala de un estancamiento en los próximos meses.

Ahora la economía podría estancarse durante varios meses en una tierra de nadie en la que el PIB crece, pero nadie afirmará con certeza que la recesión oficialmente terminó, por la forma en que están definidos los ciclos de negocios en Estados Unidos.

Por mucho tiempo el gobierno estadounidense y la comunidad económica reconocieron a un panel de académicos junto a la oficina nacional de investigación económica (NBER) como árbitro para definir los ciclos de negocios.

El NBER no define una recesión, como sí lo hacen otros países, mediante una caída del PIB durante dos trimestres consecutivos, difundió una nota de Prensa Latina.

Para esa entidad una recesión se confirma por un declive significativo del conjunto de la economía, visible en el PIB, ingresos reales, empleo, producción industrial y ventas mayoristas y minoristas.

En esa situación lo más complicado es el aumento constante del desempleo, que en octubre alcanzó la sorpresiva tasa de 10,2 por ciento, lo cual en la población significa que se extiende la recesión.

Leahey prevé una ralentización en el PIB de dos por ciento en el cuarto trimestre, pues el crecimiento del tercero fue resultado de una reconstitución de los stocks, luego de grandes recortes de producción y de estímulos gubernamentales insostenibles.

El presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, explicó que técnicamente la crisis parece haber terminado, pero la economía aún tendrá dificultades por las difíciles condiciones del crédito y del desempleo.

El NBER declaró la recesión el 1 de diciembre de 2008, un año después de iniciado el declive y pese al modesto crecimiento en el último trimestre de 2007 y el segundo trimestre de 2008.

Al respecto, el presidente del departamento de economía de la Universidad de California en Los Angeles, Roger Farmer, señaló que el NBER probablemente declarará que la recesión terminó en mayo de 2009.

Fuente: ABN

MG

Categoria: