Hugo Chávez devalúa el bolívar fuerte a uno no tan fuerte de 2,60 o de 4,30 por dólar

Para impedir un manejo especulativo de la divisa, se crea un tercer nivel, bajo control del Banco Central de Venezuela para evitar la especulación en un mercado de permuta.

Para el economista Pedro Palma, el sistema de cambio venezolano era "una olla a presión" cuya presión se hizo insostenible.

"El gobierno congeló el tiempo de cambio durante cinco años a 2,15 bolívares por dólar y esto ya no tenía sentido económico algunos. La presión se hizo insostenible. Uno puede violar leyes económicas por un tiempo pero no por siempre", declaró a la AFP.

"Pero un cambio a 2,60 sigue siendo absurdo", opinó.

Por otra parte, Chávez prometió que el gobierno y el Banco Central van a "intervenir" en el mercado cambiario paralelo para evitar la "especulación". En este mercado, el precio del dólar desde hace meses se disparó y llegó al triple de su valor oficial.

Este anuncio de Chávez supone la oficialización de un tercer tipo de cambio, el llamado "dólar permuta", una tasa de cambio considerada legal aunque no oficial, que resulta de la venta de bonos de deuda venezolanos.

"Se crean tres tipos de cambio: el de 2,60, el de 4,30, y el permuta, que se oficializa porque el presidente admitió que se iba a intervenir", explicó el ex directivo del Banco Central, José Guerra, a la AFP.

En 2009, la reducción en la entrada de divisas procedentes del petróleo obligó a disminuir la concesión de dólares al precio oficial para los ciudadanos y muchos acudieron a este mercado extraoficial para comprar sus divisas.

Expertos calculan que en los últimos meses dos tercios de los productos que entraron en Venezuela, país netamente importador, lo hicieron gracias a los dólares comprados en el mercado paralelo. Para los especialistas, ya existía por tanto una devaluación no declarada.

Reducir oficialmente el valor del bolívar a partir de ahora implicará un encarecimiento de las importaciones que el Ejecutivo podrá soportar mejor gracias a la recuperación del precio del barril.

"Sin duda esta medida traerá más inflación", previó Palma.

El gobernante inició su alocución aludiendo a una crisis energética nacional provocada por una sequía y denuncias de una nueva violación del espacio aéreo nacional por aviones de Estados Unidos acantonados en la isla caribeña holandesa de Curazao.

Solo tras ello se refirió a la devaluación, algo que no se producía en Venezuela desde inicios de 2005, cuando su Gobierno fijó la paridad en 2,15 bolívares por dólar, dos años después de instaurar un férreo control estatal en divisas que arrancó en febrero de 2003 con una paridad de 1.600 bolívares "viejos", equivalente a 1,6 bolívares "fuertes" de la actualidad.

La "reconversión" monetaria rige en Venezuela desde inicios de 2008 y consistió en la eliminación de tres ceros al bolívar.

Chávez subrayó que el control estatal de cambios, que se complementa con otros controles del Estado en más áreas de la economía y las finanzas, incluida la fijación de precios y tasas sobre diversos productos y servicios, "ha sido altamente eficiente y beneficioso" para el país, al que lleva hacia lo que llama "socialismo del siglo XXI".

También detalló que la cotización de 4,30 bolívares regirá para el sector de químicos, informática, cauchos y plásticos, textil servicios y construcción, electrónico, gráfico, electrodoméstico, tabaco y bebidas, entre otras áreas.

Adicionalmente, anunció sin mayores precisiones que el Banco Central de Venezuela (BCV, emisor) intervendrá en el mercado cambiario paralelo, donde la cotización del dólar llega en la actualidad al triple de la tasa oficial.

También anunció una serie de "incentivos" para los responsables de "las importaciones necesarias", con detalles que próximamente serán anunciados por los ministros del sector.

"Lo que queremos con estas medidas es estimular la política exportadora, que Venezuela sea un país que exporte y deje de estar dependiendo exclusivamente del petróleo", agregó el presidente.

Venezuela financia su presupuesto estatal casi que en partes iguales con los recursos de la exportación del petróleo y la recaudación impositiva interna.

En el análisis que hace la BBC de Londrés la periodista Yolanda Valery escribe: De acuerdo con el presidente Hugo Chávez, la medida busca activar un proceso de sustitución de importaciones y estimular las exportaciones, que se ven afectadas por el hecho de que un dólar barato hace que los productos "Made in Venezuela" sean más caros en los mercados internacionales.

Según cifras de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) éste fue el país que experimentó la mayor caída en las exportaciones en Latinoamérica en 2009, con un 42% frente al 24% regional.

El mandatario anunció la creación de un fondo para fomentar la producción nacional y ayudar a los exportadores.

¿Y qué explica el que estas medidas se tomen ahora? De acuerdo con el presidente Hugo Chávez, tienen que ver con beneficiar la economía como un todo.

El economista Gustavo Rojas tiene dos lecturas: "históricamente las devaluaciones se hacen los primeros meses del año, y esto es por el presupuesto; obviamente el presupuesto no les está dando, y seguramente estamos peor de lo que muchos economistas pensábamos".

Por otro lado, están las elecciones parlamentarias de septiembre próximo. "Mientras más lejos de las elecciones, mejor. En enero la gente todavía está pensando en la temporada de béisbol", dijo.

EFE / AFP / BBC

Categoria: