Consejos para una cena romántica

Para todos aquellos que se dejen arrastrar por el espíritu del día y para todos aquellos que celebren San Valentín cualquier otro día del año, voy a dejar unos sencillos consejos que pueden ayudar a la hora de planificar y preparar con éxito una cena romántica.

■ Diseñaremos un menú ligero que alimente y de energía, pero que no cueste digerir, evitando que nos entre sueño justo después de cenar.

■ Para los entrantes, primeros y segundos, podemos utilizar marisco, pescado, pollo, ternera, cereales, frutos secos, especias y algo de picante.

■ Para el postre, podemos hacer infinidad de preparaciones utilizando frutas frescas, miel, chocolate y frutos secos.

■ En la sobremesa, además de una buena conversación, podemos tomar alguna infusión digestiva (menta, té de jazmín, etc.). Evitaremos las que sean relajantes, ya que una noche romántica no está pensada para dormir.

■ También evitaremos utilizar alimentos que nos produzcan gases, acidez o que sean especialmente diuréticos.

■ No beberemos demasiado alcohol ya que aturde, marea y adormece.

■ Cuidaremos el ambiente y la decoración del comedor. Luces tenues, quemador de aceite o vela con fragancias suaves: canela, vainilla, jazmín, etc.
Por último, un par de consejos más fuera de menú.

■ Silenciar todos los teléfonos de casa, tanto fijos como móviles.

■ Para los que tengan niños, adolescentes, familiares o amigos conviviendo en casa, “dejarlos u obligarlos“ pasar la noche fuera.

Espero que sean muy útiles y que disfruten de ellos.

Fuente: Directoalpaladar

EA

Categoria: