Actualmente en Venezuela ahorrar es perder el dinero, según economista

Para el economista Pablo Polo, director del Instituto de Investigaciones de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad de Carabobo, el tema de la inflación no es nada nuevo para el país, pues desde el año 2002 la inflación alcanzó alrededor de 12% y fue el último año, en que la inflación vino disminuyendo, ya que a partir de ese año Venezuela ha tenido inflaciones bastante elevadas, que han alcanzado casi un 30%, lo que refleja la pérdida del poder adquisitivo del venezolano.

La inflación ha dejado sus huellas imborrables en las familias de bajos ingresos económicos, quienes se han visto obligadas a reducir su capacidad de compra o en su defecto han tenido que sustituir el ahorro por el consumo, pues según el especialista en economía “ellos van a tener menos dinero disponible para el ahorro y por supuesto tienen que tener más dinero para el consumo”.

LA ALIMENTACIÓN ES EL PRINCIPAL GASTO DE LOS VENEZOLANOS

La compra de productos alimenticios es un gasto indispensable imposible de evadir y ocupan la primera opción entre los consumidores. Durante un recorrido por diversos establecimientos comerciales, nueve de diez entrevistados señalaron que aún cuando el gasto primordial es el alimento, los sueldos no son suficientes para adquirir la cesta básica y aunque tratan de hacer milagros para comprar todo lo que necesitan, con el salario obtenido no pueden satisfacer todos los gustos, por el contrario deben buscar ofertas o comprar sólo lo necesario sin darse lujos.

LA ECONOMÍA VENEZOLANA ES UNA ENCRUCIJADA

En una verdadera encrucijada calificó el economista Pablo Polo la situación actual en la que se encuentran los venezolanos con respecto al destino de sus recursos económicos ya que en “Venezuela ahorrar es perder dinero y lamentablemente eso es una realidad, pues en lo que va de 2010 la contracción del poder adquisitivo es más del 10%, lo que significa que comprar las cosas que requiero me cuestan 10% más”. Asimismo, agregó que quienes deseen guardar el dinero en una entidad bancaria con una tasa de inflación de 30%, no lo ven como algo rentable si toman en cuenta que la tasa de interés sólo los beneficia 15%, lo que significa que están perdiendo la mitad de sus ahorros.

¿AHORRO O ME VOY DE VACACIONES?

Pero el aumento de la inflación no sólo afecta a los integrantes de una familia de clase baja, sino también a las personas de ingresos medios y altos, quienes han observado con desdicha como su capacidad de ahorro ha disminuido en comparación a otros tiempos. El economista de la Universidad de Carabobo, explicó que hoy en día una persona de bajos ingresos no puede darse el lujo de ir de vacaciones; mientras que aquellos de mediano y alto ingreso pueden tomarse unas vacaciones que les costará el doble de lo que anteriormente costaba y es allí donde deben tomar una buena decisión ¿Ahorro o me voy de vacaciones? Probablemente la mayoría decide tomar sus vacaciones.

Por otra parte, el hecho de comprar una propiedad para tener una inversión, “con el esquema actual venezolano, pone en duda que eso sea una alternativa viable”, por lo que la opción de gastarlo cobra mayor fuerza, pues si se guarda es probable que más adelante cuando lo vayan a utilizar puedan consumir menos de lo que se consumiría hoy, lo que significa, según Pablo Polo que el consumo presente está más privilegiado que el consumo futuro.

LA INFLACIÓN AFECTA A LOS DE MENOS INGRESO

Para las familias de un ingreso alto, esta situación no es tan complicada, porque ellos no están viendo que su consumo sea afectado, sino solamente su ahorro, el problema sería para las familias de menores recursos, quienes efectivamente cuando los precios suben y su capacidad de compra se ve disminuida tienen que sencillamente tomar una decisión, que vamos a dejar de consumir, de ahí es donde viene el problema, por eso es que la inflación es un problema que afecta más a los de menos ingreso; entonces, mientras la inflación sea mayor, siempre van a tener que reducir su consumo.

LAS ESTRATEGIAS DE AHORRO SON UNA BUENA OPCIÓN

Aunque algunos venezolanos no tienen una cultura de ahorro que les permita tener parte del dinero obtenido en un lugar seguro, existen algunas estrategias que pueden utilizar para guardar una parte del dinero que posteriormente podría ser utilizada para atender una emergencia.

- A partir de la próxima quincena toma una libreta y apunta todos los gastos que tienes.

- Debes asignar un monto fijo para el ahorro, el cual tiene que ser destinado todos los meses

- Establece una fecha fija para depositar tus ahorros y lleva control de ese dinero.
- Haz un plan de inversión o alguna forma de que tu dinero circule y genere más dinero aunque sea a largo plazo.

-Hay opciones de crédito que cobran menos intereses o te dan más facilidades. No te atengas por comodidad a un sistema de crédito, busca opciones y evita pagar más de lo que tienes que pagar.

- Coloca en tu casa una alcancía donde guardarás las monedas sobrantes e inculca a tus hijos esta forma de ahorro.

Fuente: Diario El Periodiquito / Luz Rosales
http://elperiodiquito.com/modules.php?name=News&file=article&sid=11691

YU

Categoria: