Carniceros cambiaron cortes de res por cerdo, cordero y hasta conejo

Ante la crisis que se ha registrado con la venta del ganado bovino por los precios regulados, algunos expendedores de El Tigre han optado por ofrecer otras variedades de carne

La baja en la oferta de carne roja por el desacuerdo con los precios, ha llevado a algunos comerciantes de El Tigre a ingeniárselas para no cerrar sus negocios.

Las chuletas de cochino, cordero, oveja, carne roja mechada ya cocida y hasta conejo son parte de los nuevos inventarios de los comerciantes.

La encargada de uno de los expendios, Silvana Centanaro, indicó que han optado por también ofrecer chorizos, salchichas, chuleta ahumada, milanesa y medallones de pollo.

En otro negocio, la vendedora Briceida Pérez apuntó que variaron la venta de bovino por oveja, pero esta última no llega en la misma cantidad para atender la demanda de los clientes.

El comerciante Freddy Meza explicó que por temor a las multas del Gobierno, por la orden de vender la carne roja a precio regulado, el cochino, la charcutería y los embutidos surgieron como alternativas para mantener a los clientes.

En el mercado de El Tigre, la mayoría de los mesones de los carniceros están repletos de chuletas, lomo, cabeza, costillas y patas de cerdo.

Algunos clientes tratan de adaptarse a los nuevos gustos. El ama de casa Nohemí Higuera comentó que compró dos kilos de cordero y los preparó con papas.

La vecina del sector Inavi de El Tigre, Mercedes Mosquera, señaló que un día más que otro comería conejo, pero no todo el tiempo, como sí pasa con la carne roja.

Zona centro

La mayoría de las 40 carnicerías de Anaco, ubicadas en abastos de propietarios asiáticos, ya exhiben vacías las neveras donde colocan la carne de res y en algunas se observaban ayer “los repeles” de costillas y huesos.

Los expendedores dijeron que desde hace dos semanas no compran la carne en canal a los distribuidores porque se las siguen vendiendo en Bs 450 el kilo.

Acusaron que no van a trabajar atemorizados, “y tampoco vamos a perder, ya que el Sundee pretende obligarnos a vender el kilo de carne de primera en Bs 220 el kilo, el de segunda en Bs 165 y los huesos y costillas en Bs 120”.

El representante del gremio, Eulices Barrios, dijo que van a sobrevivir vendiendo sólo charcutería, porque ya ni pollo pueden ofrecer. Indicó que la mayoría de los carniceros ya reportan pérdidas en las ventas de 30%.

Fuente: Eltiempo

EP

Categoria: