Perú: Candidatos cerraron reñida campaña buscando pase a segunda vuelta

El ex presidente Toledo pidió un voto consciente para frenar los regímenes totalitarios que -según él- representan Humala y Keiko Fujimori, el primero por sus propuestas de reforma al sistema y la segunda por tratarse de la hija del ex presidente Alberto Fujimori, condenado a 25 años de prisión por violación a los DDHH y corrupción.

La congresista Fujimori se presentó como la heredera "del mejor gobierno que ha tenido el Perú", en relación al régimen de su padre, y se comprometió a ser una presidenta de consenso.

Kuczynski, por su parte, prometió llevar al Perú a la modernidad y un ataque frontal contra la pobreza.

A tres días de las elecciones, los sondeos contratados por un grupo de empresarios y filtrados a la prensa coinciden en que Humala, de 48 años, es puntero seguido por la derechista Fujimori, de 35 años.

Un poco más atrás le siguen el ex ministro de Economía Kuczynski, de 72 años, y el ex presidente Toledo (2001-2006).

Según la encuestadora Ipsos-Apoyo, Humala obtiene 28%, contra 21% de K. Fujimori, y un empate en 18% entre Kuczynski y Toledo, de 65 años.

Por su parte la Compañía Peruana de Investigaciones (CPI) señala que Humala lleva la delantera con 29,8%, mientras Fujimori reúne 21,5%, Kuczynski 19,3% y Toledo 15,3%.

"Keiko Fujimori es la que tiene mejor opción de pasar a una segunda vuelta", que se celebrará el 5 de junio, dijo Alfredo Torres, director de Ipsos-Apoyo, quien considera "difícil que Toledo pueda revertir la tendencia a la baja".

"La tendencia de las últimas semanas se mantiene: Humala sigue primero y Fujimori en segundo lugar" según Manuel Saavedra, director de la CPI, quien precisó que "lo único seguro es que Humala estará en segunda vuelta".

En el Perú no se vota por ideologías sino por personas y la candidatura de Humala despierta simpatías, subrayaron Manuel Saavedra, Alfredo Torres y Fernando Tuesta, de la Pontificia Universidad Católica del Perú.

"Humala es percibido como alguien firme y enérgico para actuar contra la violencia delincuencial y la corrupción", resalta Torres.

Al nacionalista Humala sus rivales le acusan de querer cambiar el modelo económico que ha convertido al Perú en el país de mayor crecimiento en América Latina en la última década y de contar con el apoyo del presidente venezolano Hugo Chávez, como ocurrió en las elecciones del 2006.

"No hay votación ideológica y los ataques contra Humala por sus supuestos vínculos con Hugo Chávez lanzados por una mayoría de medios de comunicación no le hacen mella", refirió Giovanna Peñaflor, de la encuestadora Imasen.

Esta vez Humala, un militar retirado que en 2000 se sublevó contra el gobierno de Fujimori, ha tomado distancia de Chávez, aunque en su programa de gobierno figuran dos medidas seguidas por el presidente venezolano: la convocatoria de una Asamblea Constituyente y la estatización de varias empresas.

Según los analistas Keiko Fujimori sería desplazada del segundo lugar si Toledo o Kuczynski reciben un masivo respaldo de los peruanos que votan en el exterior (3,5%).

Los resultados que se perfilan coinciden con los previstos el año pasado por el premio Nobel de Literatura 2010, Mario Vargas Llosa, aunque criticó a los dos principales candidatos señalando que un eventual balotaje entre Humala y Fujimori sería una opción "entre el cáncer y el sida".

Por lo pronto Vargas Llosa, quien fue derrotado en las elecciones presidenciales de 1990, anunció que este domingo votará por Toledo. AFP

Categoria: