Organismo para intentar revertir fracaso de empresas expropiadas generará más burocracia

De este modo, ante la irrefutable caída de la producción nacional, su sustituto, Nicolás Maduro, firmó este lunes, cuando le quedan 48 horas de vigencia a los poderes especiales que le concedió la Asamblea Nacional hace un año, un decreto-ley, para la creación de un sistema de empresas ocupadas, recuperadas y nacionalizadas para intentar rescatar su nivel de producción.

Con la creación de este nuevo organismo, para la economista, Anabela Abad, el gobierno lo que está generando es más burocracia. “Esta es una medida que forma parte del llamado Sacudón que anunció Maduro el pasado 2 de septiembre, cuando informó la restructuración del Gobierno y su gabinete. Un nuevo esquema gubernamental burocrático, que bajo la argumentación de empoderar al pueblo y resolver sus problemas, lo que hizo fue crear más instancias de mando. Creando más organismos no se resuelven los problemas, lo que genera es más burocracia, y convierte el sistema gubernamental en ineficiente”.

Señaló que en varias oportunidades el Estado ha anunciado seguimiento a la gestión pública, incluyendo las actividades de las empresas expropiadas, sin embargo, acotó que ninguna ha cumplido su objetivo. “Estoy de acuerdo que se haga un seguimiento a las empresas públicas, no solo para fortalecer su producción, sino también para revisar que están haciendo con los recursos, pero si hacemos un reencuentro en la historia de Venezuela, en los últimos años muchas son las veces que el Gobierno ha anunciado la revisión, rectificación y reimpulso, y todas han quedado en promesas vacías. No se llega a ningún lado. Por eso, en la medida que veamos resultados, podremos decir que dicha acción tiene un efecto positivo para el país”.

Aseveró que las expropiaciones o nacionalizaciones, que ha llevado a cabo el Gobierno no han sido nada positivo para el país. “Escasez, largas colas, una inflación galopante, precios altos y desempleo ha sido el resultado. Con estas medidas el Gobierno venezolanos logró mermar considerablemente la oferta de artículos de primera necesidad, alimentos, materiales de construcción, medicinas, y muchos otros rubros prescindibles para los venezolanos. Hoy 70% de los que se consume en la nación es importado, pero también la falta de divisas ha frenado esta actividad, necesaria para satisfacer las demandas del pueblo”.

Agregó que los trabajadores también resultaron afectados. “Quienes no perdieron su puesto de empleo, disminuyeron sus condiciones laborales y hasta les han incumplido con sus reivindicaciones salariales”.

En cifras

Según estadísticas de la Confederación Venezolana de Industriales (Conindustria), hasta octubre de 2014 el Gobierno nacional había ejecutado 1.314 intervenciones, de las cuales 42% corresponden al sector construcción, 31,4% a la industria, 16,9% al área petrolera, 8,3% a comercio y servicios, y 1,4% a otras áreas productivas.

De acuerdo con el Observatorio de la Propiedad Privada del Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad (Cedice), entre 2005 y 2011 hubo 2.549 violaciones a la propiedad privada, 544 invasiones y 838 rescates de tierras, es decir, 3,6 millones de hectáreas expropiadas.

Capriles Noticias

DJ

Categoria: