Excavan un cementerio en Guatemala con la esperanza de hallar 800 desaparecidos

José Suasnávar, integrante de la Fundación de Antropología Forense de Guatemala (FAFG), explicó hoy a Efe que 15 expertos de ese organismo, la Fiscalía, vigilancia policiaca y asistencia de familiares de desaparecidos, participan en el proceso de excavaciones en el cementerio, que es administrado por el ministerio de Salud.

Suasnávar estimó que la recuperación de los al menos 800 cuerpos de desaparecidos en la década de los ochenta, que se cree que están en tres pozos, podría durar al menos diez meses.

El proceso de identificación será lo "mas difícil", pero "estimamos que en un año podemos tener algunos resultados y en dos años tener varias personas identificadas", subrayó.


Excavaciones

El inicio de las excavaciones representa para los familiares de miles de detenidos desaparecidos por la fuerza en Guatemala, una esperanza de encontrar los restos de sus parientes.

"Hoy es un día importante, pero también de dolor y de recuerdos, pero tenemos esperanza de encontrar a nuestros familiares", dijo a Efe Feliciana Macaria, de la Comisión Nacional de Viudas de Guatemala (Conavigua), que aglutina entre 15.000 y 18.000 guatemaltecos que buscan a sus familiares desaparecidos.

Según Macaria, en el sitio podrían estar los cuerpos de los centenares de detenidos y desaparecidos en los años ochenta, la década más represiva en Guatemala cuando gobernaban los militares.

Por su parte, Miguel Ángel Albizuris, de la Fundación de Detenidos-Desaparecidos de Guatemala (Famdegua), dijo a Efe que es posible que en el cementerio La Verbena existan más de 800 osamentas de las víctimas del conflicto.

Y es que en ese camposanto las autoridades entierran a las personas fallecidas o asesinadas que no logran identificar y que tampoco son reclamadas por sus familiares.

La FAFG, de acuerdo con el activista, tendrá un arduo trabajo para lograr la identificación de las víctimas a través de pruebas de ADN que algunos de los familiares de los desaparecidos ya han dado a la institución.

Además de Conavigua y Famdegua, la denuncia sobre la existencia de miles de osamentas de víctimas del conflicto en La Verbena fue apoyada en 2008 por el Grupo de Apoyo Mutuo (GAM).

La FAFG ha realizado desde 1992 hasta la fecha por lo menos 1.100 investigaciones y exhumaciones, con las que han logrado recuperar un aproximado de 5.000 osamentas.

Durante 2010, la fundación tiene programadas más de 150 exhumaciones en distintos puntos de Guatemala, incluyendo la del cementerio La Verbena.

El conflicto armado, que acabó en diciembre de 1996 con la firma de los acuerdos de paz entre el Gobierno y la guerrilla, dejó unas 250.000 víctimas, entre muertos y desaparecidos.

Hasta ahora, en Guatemala sólo se han juzgado dos casos de desapariciones forzosas.

En septiembre pasado, el ex comisionado militar Felipe Cusanero fue condenado a 150 años de prisión tras ser declarado culpable de la desaparición forzada de seis indígenas entre 1982 y 1984 en el departamento noroccidental de Chimaltenango.

Mientras que en diciembre último, el coronel Marco Antonio Sánchez Samayoa y los ex comisionados militares Salomón Maldonado Ríos, Gabriel Álvarez Ramos y José Domingo Ríos, fueron sentenciados a 53 años por la desaparición de ocho campesinos en 1981. EFE

Categoria: