Concluye la cumbre europea que ha marcado el aislamiento del Reino Unido

Bulgaria, Dinamarca, Letonia, Lituania, Polonia y Rumanía ya había expresado a primera hora de la mañana su intención de sumarse al proceso, mientras que Suecia, República Checa y Hungría dijeron poco después que harían lo mismo tras consultar con sus respectivos parlamentos, como recoge el documento final de conclusiones de la cumbre de líderes europeos.

El primer ministro británico, David Cameron, cumplió sus amenazas de bloquear una solución a Veintisiete si esta no incluía los intereses del Reino Unido.

Las reclamaciones británicas de quedar excluido de la regulación financiera de la UE, fueron definidas como "inaceptables", por el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y resultaron en el aislamiento de Cameron, quien se fue tras la cumbre sin hacer declaraciones a la prensa.

Hungría insistió en que, si bien necesitaba confirmación de su Parlamento antes de sumarse al proceso para reforzar la disciplina fiscal, su posición no se situaba en la misma línea que el Reino Unido.

Más allá de los problemas de forma, los Veintisiete sí lograron un acuerdo para acelerar un año la entrada en vigor del fondo de rescate permanente y combinarlo hasta mediados de 2013 con el fondo temporal, así como transferir al Fondo Monetario Internacional 200.000 millones de euros para ayudar a países en crisis

También hubo consenso sobre el pacto de disciplina presupuestaria, que consagra la "regla de oro" para que los países no tengan déficit estructurales anuales superiores al 0,5 % del PIB, que además se incluirá en las constituciones de los países o en legislaciones equivalentes. EFE

Categoria: