Prohíben bañarse en famosas playas de Florida invadidas por marea negra de petróleo