¿Un cubano diputado en la Asamblea Nacional venezolana?

Según Bayly, Michel Milán Reyes sería entonces un congresista cubano también presidente de la Asamblea Municipal del Poder Popular del Cotorro, territorio de la periferia de la capital cubana.

Cabe destacar que Julio Borges identificó al diputado Michelle Reyes como "el que se ve en los videos golpeando con la chaqueta de la bandera de Venezuela. "Él no tenía que estar allí porque Amoroso estaba presente".

Image

Image

Image

Este es el video en el cual Bayly denuncia al supuesto cubano:

En Internet está corriendo una supuesta entrevista que se le hizo en 2010. Acá está la entrevista de la revista cuabana Bohemia:

Image

Proyectar el futuro

Por: LISET GARCÍA (nacionales@bohemia.co.cu)

(02 de diciembre de 2010)

Con experiencia de varios mandatos en estructuras municipales del Poder Popular, Michel Milán Reyes, observa con mucha atención los cambios propuestos a los gobiernos territoriales.

Los Lineamientos están en sintonía con la aspiración ciudadana de un país mejor, aseguró el diputado y presidente de la Asamblea Municipal del Poder Popular del Cotorro, Michel Milán Reyes, quien desde hace tres mandatos ocupa tal responsabilidad en ese territorio de la periferia de la capital cubana.

Está convencido de que son una pauta, un horizonte, una política a seguir, y no contienen soluciones mágicas. “Como ha explicado el general de ejército Raúl Castro —afirma—, al cabo de cinco años habrá que reevaluar sus resultados para corregir lo que no anduvo bien y elaborar lo que corresponda al siguiente período.”

“No siempre las políticas nacionales han contenido las soluciones de los problemas territoriales, y hasta ahora nos veíamos bastante maniatados para asumir la responsabilidad que en la Constitución se atribuye a las asambleas municipales del Poder Popular, como máximos órganos del poder estatal en sus demarcaciones. Ha sido una contradicción no resuelta.

“La centralización de las decisiones no propició en estos años todo el necesario desarrollo local. Ahora se prevé lograrlo, cuando se aplique la posibilidad de manejar el presupuesto recaudado a partir de las contribuciones de empresas y trabajadores por cuenta propia, lo cual, desde luego, exige mayor dirección colegiada, inteligencia y estrategias bien pensadas y organizadas. Poseemos dos fortalezas importantes para el cambio: el alto nivel de instrucción del pueblo y contar con la dirección histórica de la Revolución, que conduce el proceso sin renunciar al humanismo, pero con sentido común, sin paternalismo.”

“Si antes aprobábamos un plan de la economía en actos puramente formales, ahora se trata de ejercer un gobierno real y propiciar el desarrollo del territorio a partir de decisiones y del trazado de una política propia. No es lo mismo el Cotorro que Plaza de la Revolución o Santa Clara. Los planes no pueden ser iguales porque tampoco sus problemas son comparables.

“Entender y aplicar la actualización del modelo económico supone trabajar más con las empresas de la localidad en la planificación, independientemente de cuál sea su subordinación —provincial o nacional—, porque todas contribuirán al desarrollo local.

“No basta con explicar bien, dar argumentos para entender las transformaciones. Urgen más preparación, más exigencia, más control, transparencia, autoridad para los delegados. Son las comisiones permanentes de trabajo de las asambleas y los consejos populares —integrados por los delegados de circunscripción— los que cumplen el encargo señalado en la Ley de leyes cubana, de fiscalizar y controlar, por mandato popular, a las organizaciones económicas enclavadas en sus demarcaciones, misiones que ahora podrán ejercer de verdad.

“Hasta ahora yo he descrito —concluye— el Poder Popular como un cuerpo de guardia de urgencias. Ahora hay que pensar en proyectar el futuro.”

http://www.bohemia.cu/2010/12/02/encuba/entrevista-michael-m.html

DJ/YU/Informe21

Categoria: