La ONU llama a la calma tras una matanza en el centro de Mali

EFE

El secretario general de la ONU, António Guterres, expresó hoy su preocupación por el aumento de la violencia entre comunidades en Mali e hizo un llamamiento a la calma tras la matanza del pasado fin de semana en el centro del país.

Guterres dijo que está siguiendo con preocupación la situación, después de que una veintena de pastores de la etnia peul fuesen asesinados en el poblado de Koumaga, en la región de Mopti, supuestamente por cazadores de la etnia bambara.

El jefe de la ONU, a través de su portavoz, pidió "calma y moderación" y urgió a todas las partes a buscar soluciones pacíficas para sus diferencias.

Además, Guterres dijo que está preocupado por informaciones sobre supuestas violaciones de los derechos humanos cometidas por fuerzas gubernamentales y subrayó la necesidad de que los responsables sean llevados ante la Justicia.

El diplomático portugués subrayó también la importancia de dar respuesta a la inestabilidad en el centro de Mali para crear condiciones que permitan la celebración de elecciones presidenciales en julio.

Los conflictos interétnicos por el control de la tierra -entre agricultores, ganaderos y cazadores- son cada vez más sangrientos en las regiones del centro de Mali, y se superponen con la violencia yihadista practicada por los numerosos grupos activos en el país y con el secesionismo tuareg que es estructural en el Estado maliense.

El ciclo de violencia no ha impedido que el Estado haya convocado elecciones presidenciales para dentro de un mes, el 29 de julio próximo, a las que se presenta a la reelección el actual jefe de Estado, Ibrahim Boubacar Keita. EFE

ST

Categoria: