Lukashenko: Bielorrusia no se integrará con Rusia si eso amenaza su soberanía

Lukashenko: Bielorrusia no se integrará con Rusia si eso amenaza su soberanía

El presidente de Bielorrusia, Alexandr Lukashenko, advirtió hoy que no firmará ningún documento de integración con Rusia si eso amenaza la soberanía del país.

"No firmaré ningún documento si se contradice con la Constitución y los principios fundamentales de la vida en nuestra sociedad. Y los principios fundamentales son la soberanía y la independencia", dijo Lukashenko a la prensa al depositar su voto en las elecciones legislativas bielorrusas.

Rusia y Bielorrusia tienen previsto iniciar el 19 de noviembre las consultas para la puesta en marcha de una hoja de ruta de aplicación de la Unión Estatal entre ambos países, que cumplirá 20 años en diciembre.

El primer ministro bielorruso, Serguéi Rumas, viajará el martes a Moscú para reunirse con su colega ruso, Dmitri Medvédev, que ha tenido en los últimos años varios encontronazos con Minsk en asuntos como la venta de hidrocarburos y el comercio fronterizo.

"Cuando entras en alguna clase de unión, cuentas con que cada mes, cada año, no será peor que el anterior. Pues eso es lo que nos ocurre (con Rusia). Cada año nos ponen nuevas condiciones y nuestra economía siempre pierde algo, pierde y pierde. Disculpe, ¿para qué diablos necesitamos esa unión?", explicó Lukashenko.

El líder bielorruso, que volvió a confirmar hoy que se presentará a la reelección en los comicios presidenciales de 2020 después de más de un cuarto de siglo en el poder, ya había criticado esta semana a Moscú por la venta a Minsk por precios desorbitados de una partida de aviones Su-30.

El Gobierno bielorruso informó esta semana de que rechazó la propuesta rusa de entregarle gratuitamente dichos aviones de combate a cambio de la autorización para abrir una base aérea en territorio del país.

Según la prensa rusa, Putin y Lukashenko deberían firmar en diciembre, con ocasión del 20 aniversario, la integración de ambos países en el marco de la Unión Estatal.

En julio pasado Lukashenko ya advirtió que si no se solucionaban los actuales problemas bilaterales, "no habrá nada que hablar" en diciembre.

Las relaciones entre Moscú y Minsk se han ido deteriorando desde 2014, cuando Lukashenko se distanció de Moscú al defender el respeto a la integridad territorial de Ucrania y no reconocer la anexión de Crimea, a lo que siguió el levantamiento de las sanciones occidentales a su país. EFE

IR

Categoria: