Presidente de la CSJ de Nicaragua tilda de "ilegal" reelección de Ortega

Los magistrados liberales miembros de la sala constitucional, Sergio Cuarezma e Iván Escobar, alegaron que no fueron convocados con tiempo, mientras que el otro juez liberal, Damisis Sirias, está fuera del país.

Sin la presencia de los magistrados liberales, esa sala del máximo tribunal del país declaró el lunes inaplicable el artículo 147 de la Constitución que impide la reelección continua del presidente Daniel Ortega, al aceptar un recurso de amparo.

El recurso fue presentado el 15 de octubre por el apoderado de Ortega, Eduardo Mejía, ante el Consejo Supremo Electoral (CSE), que se declaró incompetente sobre el caso.

Mejía entonces presentó el recurso ante el Tribunal de Apelaciones de Managua, que admitió el amparo para que fuera tramitado en la sala constitucional de la Corte Suprema de Justicia.

El recurso ingresó el lunes a la sala constitucional y en el mismo día se declaró inaplicable el artículo 147.

Aunque inicialmente se informó que esa resolución debía ser ratificada por el pleno de la Corte de 15 magistrados para ser vinculante, el vicepresidente del tribunal, el sandinista Rafael Solís, aseguró hoy que "el fallo es sentencia firme, es cosa juzgada".

"Lo que sucedió anoche fue una emboscada", enfatizó el presidente de la CSJ, que denunció que los magistrados liberales de la sala constitucional no fueron convocados con tiempo.

La sala constitucional está formada por seis jueces propietarios con sus suplentes, distribuidos en parte iguales entre sandinistas y liberales, y es presidida por el oficialista Francisco Rosales.

La sentencia fue suscrita por los jueces sandinistas Rosales, Rafael Solís y Ligia Molina, así como por sus suplentes Juana Méndez, Yadira Centeno y Armengol Cuadra.

El presidente de esa sala, Francisco Rosales, sostuvo que convocó a todos los miembros hacia las 13.00 horas (19.00 GMT) del lunes, y llegaron únicamente los magistrados sandinistas con sus suplentes, y que ese fallo ya es sentencia firme.

El titular de la CSJ insistió en que los magistrados sandinistas demostraron un "completo y flagrante irrespeto a la Constitución, a las leyes e inclusive a la ética de que todo individuo debe tener de respeto a sí mismo".

Cuarezma, a su vez, explicó que el fallo del amparo fue realizado al margen de los procedimientos establecidos en la Ley Orgánica del Poder Judicial, por lo tanto en estricto derecho esa sentencia no tiene validez. EFE

Categoria: